Llama exalcalde a no desechar el mastógrafo

Ana De la Luz 

El Mundo de Córdoba 

Tras conocer la situación que impera respecto al equipo para detectar cáncer de mama que en su gestión fue entregado al Hospital General de Córdoba “Yanga” y que ahora van a desechar, el ex alcalde Tomás Ríos Bernal lamentó el hecho y enfatizó que el actual gobierno tiene la obligación de velar por la salud de sus ciudadanos. 

“La Fundación de Marisol Arróniz y Obdulia Díaz (Comunitaria Veracruz, A. C.), lograron tener un mastógrafo en Córdoba sin fines de lucro.  Se necesita con urgencia, ¡salva vidas!. Lo primero: nuestro presidente es doctor y nadie mejor que él sabe lo que significa este esfuerzo ciudadano de Marisol y la Fundación”, dijo. 

Al referir que desconoce lo que sucede a profundidad sobre el estado que guarda el equipo para detectar y prevenir el cáncer de mama y pensado para que fuese accesible en costo a las mujeres, el ex alcalde enfatizó que “la vida no tiene precio” por lo que llamó al presidente municipal a ser más sensible e intervenir para que el mastógrafo siga en Córdoba.

En el último de los casos: si el mastógrafo se va a Fortín ¡bienvenido! Lo reciben con gusto y dará servicio a toda la población que lo necesite”.

Tomás Ríos

Exalcalde