‘Faltó personal y materiales en Hospital Yanga’

Ana De la Luz

El Mundo de Córdoba

El fallecimiento de un recién nacido el Hospital General de Córdoba Yanga, que presentaba mala oxigenación e infección generalizada y que llegó canalizado del hospital de Huatusco, habría ocurrido presuntamente debido a la falta de personal médico especializado y del desabasto de insumos ya denunciado por el personal que labora en el nosocomio

De acuerdo a la guía de práctica clínica médica del IMSS, con intervención de la dirección de Prestaciones Médicas, coordinación de unidades médicas de alta especialidad, división de excelencia clínica, establece que, en presencia de factores de riesgo positivos para ese tipo de casos se deberá verificar que la unidad cuente con recursos humanos y materiales adecuados para la atención de un recién nacido con mala o deficiente oxigenación y posiblemente grave.

Agrega que, si no se dispone de recursos humanos y materiales para la atención de un recién nacido en esas condiciones, se deberá solicitar con oportunidad el traslado de la madre a una unidad que cuente con los recursos necesarios para la atención de ella y el recién nacido.

Detalla que la unidad donde se atenderá al recién nacido con factores de riesgo en esas circunstancias “deberá contar como mínimo con personal médico capacitado en reanimación neonatal, carro rojo para atención específica de recién nacidos, cuna radiante, fuente de oxígeno y aire y se debe verificar que todo esté en buen estado y funcional”.

Guarda silencia el director

Una vez más, El Mundo buscó la versión oficial en voz del director del Hospital General de Córdoba, Roberto Carlos García. Sin embargo, a pesar de los fuertes señalamientos de las presuntas irregularidades al interior del nosocomio como son: el acoso laboral, falta de insumos, personal sin el perfil adecuado para el área de recursos humanos y otros, el médico se abstuvo de responder.

“Es que no estoy autorizado para dar información, tendrá usted que dirigirse a Atención Médica de Sesver para que le den información ahí… (¿Con la doctora Romana?) exacto, sí con la doctora Romana”, señaló.

El médico insistió que sólo con Romana Gutiérrez Polo, directora de Atención Médica de la Secretaría de Salud es que este medio podría tener una respuesta. Al pedirle algún número telefónico para contactar a la funcionaria estatal, justificó que se encontraba ocupado.

—En este momento me agarra ocupado, no tengo su número a la mano

—Oiga doctor, pero sí son señalamientos bastante fuertes…?

—Cn ella señorita, con ella lo puede checar.

—Se habla de que ya hubo el deceso de un menor

—Mire usted, es que yo estoy ocupadito por favor, ya si gusta en otro momento con la doctora.. coméntele a la doctora… y colgó.