Mínimo, aumento en ventas: Canaco

Aylin R. Jiménez

El Mundo de Orizaba

Durante la celebración del “Día de las Madres” fueron pocos los negocios que registraron un repunte en sus ventas; en restaurantes se tuvo un 100 por ciento; florerías, entre 40 a 60 por ciento; accesorios, 30 por ciento; y artículos de belleza, un 30 a 40 por ciento, así lo informó Francisco Jiménez Haces, presidente de la Cámara de Comercio de México (Canaco).

“Después de dos años de que inició la pandemia del Covid-19, el comercio apenas comienza a repuntar y esto es un aliciente para todos los sectores, lo que también favorece a la reactivación local, ya que se tuvo un aumento radical respecto a 2020, que fue el primer año de pandemia”, explicó Jiménez Haces.

A pesar de que hubo un repunte en ciertos establecimientos, comerciantes orizabeños aseguraron no haber tenido una buena venta de sus productos durante el 10 de mayo.

Rosario es la encargada de una tienda de ropa y mencionó que sus ventas no aumentaron, aunque consideró que ahora que ya no es obligatorio el uso del cubrebocas, la gente iba a salir a comprar sus regalos para el 10 de mayo, pero no se vio mucho movimiento al menos en su negocio.

“Las ventas no estuvieron como antes, vendimos como un 20 o 30 por ciento más, estuvo muy calmada la venta, no estuvieron como esperábamos”.

Otro de los comerciantes que aseguró no haber tenido un ingreso mayor fue Álvaro quien es vendedor de flores.

“Esperábamos una buena venta pero pues desafortunadamente no se vio, para ser honesto el precio de la flor sí sube durante esta temporada, pero no porque nosotros queramos subirlo, a nosotros también nos la venden más cara, vendimos sólo un poco más de lo que vendimos el 14 de febrero, como un 40 por ciento más de lo que normalmente vendemos al día”.

Luisa durante el 10 de mayo, optó por la venta de arreglos realizados con flores de papel y chocolates o dulces, indicó que su venta se limitó a 800 pesos nada más.

“Sólo espero que más adelante o con el paso de los días termine los arreglos, la verdad es algo laborioso de hacer y yo pensé que al ser algo poco común se vendería mejor pero pues no, pienso que ahora ya mejor optan por regalar celulares o ropa pero pues igual un detallito así no estaba de más”.