Le ‘roba’ 10 años covid a educación

Los dos años de la pandemia han dejado serios atrasos en el aprendizaje y habilidades de los alumnos, admiten maestros

Jessica Ignot

El Mundo de Orizaba

En dos años de pandemia el rezago educativo se agudizó; el retroceso fue similar a 10 años; los alumnos de educación básica perdieron habilidades de lecto-escritura y cálculo matemático, además tampoco se avanzó en historia, geografía, ciencias naturales y civismo.

Ahora que la mayoría de las escuelas están en clases presenciales, los docentes se enfrentan a este rezago, en donde en casi dos años de pandemia no hubo avances, sino retrocesos, dio a conocer el supervisor escolar de la Zona 023 de escuelas primarias estatales, Edgardo Odilón Martínez Vázquez.

Señala que los docentes tuvieron toda la disponibilidad de atender las clases en línea para los alumnos, aún con recursos limitados o haciendo inversión propia para tener internet y capacitación para dar lo mejor en esta nueva modalidad.

Matemáticas y Español

Lo que pudieron observar es que los docentes se enfocaron principalmente a atender las materias de español y matemáticas por ser éstas las bases para las otras materias.

Sin embargo; los resultados no fueron los esperados; el rezago en estas habilidades se agudizó más.

Con el regreso a las clases presenciales han podido detectar que hay niños de cuarto grado de primaria que no saben leer correctamente; hay estudiantes que tampoco están comprendiendo lo que están leyendo y enfrentan dificultades para hacer operaciones básicas de matemáticas como divisiones y multiplicaciones.

Aunado a esto, se desatendieron otras materias complementarias. Ahora que los niños están en las aulas se ha podido detectar que por ejemplo, no saben el nombre de los estados y sus capitales, mucho menos su ubicación; tampoco conocen qué es lo que ha pasado en fechas históricas; otros contenidos en los que no se han podido avanzar, por ejemplo, son en el conocimiento de ecosistemas o derechos.

A la educación le ha hecho mucho daño las decisiones que han tomado las autoridades, dijo, pues por pandemia dieron la instrucción que ningún alumno podía ser reprobado.

Explica que esto término de afectar porque hubo padres que ya no le dieron importancia y no ayudaban a sus hijos en sus clases en línea.

“En este ciclo estamos como si nunca hubiéramos ido a la escuela porque a los niños les está costando muchísimo trabajo; esperamos que en estos últimos tres meses, puedan ser aprovechados”, comentó.