A la final del Australia Open

II Agencias

Rafael Nadal cumplió con las expectativas y avanzó a la final del Australian Open, tras dar cuenta del italiano Matteo Berrettini.
El tenista español era el único de los 128 jugadores en liza en la presente edición del Open de Australia que había inscrito su nombre en el palmarés del torneo. Fue en 2009 tras derrotar en la final a Roger Federer.
Pasados 13 años, el balear sigue en la pelea y disputará este domingo su sexta final en el primer grande, la primera desde 2019, y la vigesimonovena en los ‘majors’.
Nadal se ganó ese derecho tras acabar con la resistencia de Matteo Berrettini por 6-3, 6-2, 3-6 y 6-3, en 2 horas y 55 minutos.
Es su primera victoria ante un ‘top10’ desde que superó a Diego Schwartzman en los cuartos del pasado Roland Garros. Para encontrar su último triunfo en el Melbourne Park ante un jugador clasificado entre los 10 mejores del ranking había que remontarse a los cuartos de 2017 con Milos Raonic.
Rafa regresa a una gran final 474 días después de ganar su decimotercer entorchado en la tierra de París frente a Novak Djokovic. Precisamente con el serbio aspira a empatar como único tenista capaz de hacer doblete en los cuatro ‘Grand Slam’ dentro de la Era Open.

INVICTO
El líder de la ‘Armada’, que se debatía en diciembre sobre su futuro profesional, lo ha aclarado a raquetazos en una gira por las antípodas en la que se mantiene invicto con nueve partidos ganados del tirón.

VETERANO
A sus 35 años y 241 días, Nadal es el cuarto más longevo, dentro de la Era Open, en plantarse en la última ronda del Abierto australiano después de Ken Rosewall, Mal Anderson y Roger Federer.