El gran alquimista

Hands writing on old typewriter over wooden table background

Octavio Rodríguez Pasquel Bravo

En la Edad Media brotaron alquimistas con la idea de convertir el cobre en oro y con su cuarta transformación AMLO va a lograr el oro se convierta en cobre.

Un país como el nuestro que se iba construyendo a base de Instituciones con una balbuceante democracia, a pesar de todos los abusos y latrocinios avanzaba, ahora nos llega al poder un hombre con ideologías que han fracasado en todos los países en la historia que han tenido que corregir el rumbo, como sucedió con Rusia y estados centroeuropeos, incluyendo en Asia a China, nos llega un Presidente que entre equívocos y un concierto de mentiras nos está haciendo retroceder en los pocos avances logrados.

Entre abusos y mentiras una frase retrata la magnitud de sus desaciertos, cuando estuvo en nuestro país el presidente de Cuba Miguel-Díaz Canel dijo a AMLO que la isla debía ser nombrada Patrimonio de la Humanidad y no se refería al pueblo sojuzgado que padece carencias y hambre, sino al gobierno opresor.

Podemos considerar que nuestro extraviado Primer Mandatario quisiera que México también terminando su mandato, sea nombrado Patrimonio de la Humanidad quiere reflejarnos con los cubanos como en un espejo.

No son los grandes empresarios los que van a sufrir con sus afanes, será la clase media que quiere mejores logros para sus familias y los pobres que recibirán compañeros de infortunio, ellos no podrán salir de sus miserias con dádivas. La mejoría debe de venir de los que invierten y producen trabajando el bienestar, él critica a los que aspiran a superarse en estudios, en postgrados y a los pequeños empresarios.

López Obrador nos asombra con la facilidad que tiene para encontrar colaboradores ineptos y corruptos, ya lleva una larga lista.

Al final de su gestión sólo habrá derrumbado un pródigo país como es México y en lugar de convertirlo en oro como en el cuento, lo habrá convertido en una gran calabaza.

[email protected]