La magia de las 23 Horas

Aylin R. Jiménez

El Mundo de Orizaba

La cerveza “artesanal” es más que una bebida, es un movimiento independiente que busca rescatar, interpretar y re-interpretar la diversidad de estilos que hay alrededor del mundo, y que ha habido alrededor en el paso de los tiempos respecto a la cerveza en sí.

El Mundo de Orizaba tuvo la oportunidad de platicar con el maestro cervecero Arturo Campos Robles, originario de Orizaba y con 9 años de trayectoria, durante su participación en la sexta edición del “Bierfest 2021”. El representa la marca “23 Horas”.

EL SURGIMIENTO

Al platicar con Arturo y preguntar cómo fue que decidió iniciar en el mundo de la cerveza y qué lo llevó a dar ese paso nos compartió:

“Inicié curiosamente buscando una receta de comida en internet, vi a alguien que estaba haciendo cerveza, de ahí me nació la curiosidad, empecé a investigar un poco más, después hice mi primer lote, experimente con mi familia y amigos y de ahí me empezó a gustar un poco más, asistí a cursos en México y la ciudad de Puebla y arrancamos formalmente en el primer Bierfest en el 2015”.

“Lo que nos orilló a realizar esto fue el primer festival, fue nuestro parteaguas para ir creciendo como cerveceros”, expresó.

LA DIFERENCIA

El maestro cervecero nos platicó qué es lo que los caracteriza de otras marcas artesanales.

“Nuestros ingredientes y nuestros estilos de cerveza, el año pasado cultivamos ‘Lúpulo’ y ese mismo lo utilizamos en una de nuestras cervezas, ahorita para este festival nos quisimos salir del molde y sacamos cervezas experimentales como lo son la de café con malvavisco, pan de muerto con naranja y flor de azar y tenemos una de frutos rojos que es un poquito más tradicional y otra cerveza obscura que a su estilo se le llama ‘Porter’”. Platicó Arturo.

Para cada producto independiente es importante contar con un buen apoyo para su desarrollo,  para 23 Horas esto ha dependido de la mano del Ayuntamiento y restaurantes así como, la parte turística, que les ha ayudado a tener un mejor control de calidad y ser mejores cada día, aseguró el maestro cervecero.

EL TOQUE ESPECIAL

“Hay que ponerle mucho empeño y mucha alma”, fue la respuesta que nos compartió Arturo al cuestionarle qué es lo más importante a la hora de producir una cerveza.

“Nuestras cervezas a diferencia de lo industrial se basan en que nosotros participamos en cada paso del proceso, desde que se está filtrando el agua hasta que estamos poniéndole la etiqueta, hay una persona detrás de cada botella”. Comentó.

El productor nos expresó también que el recibimiento del público en su primera presentación y primer producto fue buena, que recibieron muy buenos comentarios, esto gracias a su esfuerzo, empeño y corazón que le aplican a cada producto.

INNOVANDO

Durante el mes de diciembre se realiza el evento “Café, Pan y Chocolate” y el proyecto en puerta para el cervecero es sacar una cerveza con sabor a chocolate de mesa, así como una de mazapán.

Otro de sus planes a futuros es abrir su propio “Tap Room” que es un lugar donde se sirve cerveza artesanal de barril, que en nuestro Pueblo Mágico son pocos.

“Esperamos que para 2022 estemos ya aterrizando esta idea”. Concluyó el maestro cervecero.