Regresan las peregrinaciones

Adriana Estrada

El Mundo de Orizaba

Las peregrinaciones guadalupanas se retomarán este año, luego de que por la pandemia por Covid-19 quedaran suspendidas el año pasado, sin embargo quedarán sujetas a que el semáforo epidemiólogico no cambie a rojo, pero en su caso se tomarán otras medidas para llevarlas a cabo, informó el vocero de la Diócesis de Orizaba, Helkyn Enríquez Báez.

En este 2021 que se celebran los 490 años de la aparición de la Virgen de Guadalupe a San Diego en el cerro del Tepeyac, los fieles católicos podrán hacerlo al acudir en peregrinación al Santuario de Santa María de Guadalupe “La Concordia”.

Enríquez Báez anunció que para este año, las peregrinaciones ya se van a realizar, pero con las medias de prevención que son necesarias y supeditadas al color del semáforo epidemiológico, que actualmente se encuentra en color amarillo, “en el caso de que se incrementara el semáforo a rojo seguramente se tomarán otras medidas, por el momento ya este año se retoman según el santuario diocesano las ha organizado”.

Cada año, el santuario de la virgen morena es visitado por más de 400 peregrinaciones procedentes de toda la región, e incluso por peregrinos de otras partes del país, visitas que el año pasado fueron suspendidas por los altos índices de contagio por Covid-19 que se tenían, pero que podrán retomarse para este año, y que normalmente empiezan a llegar luego de la primera quincena se noviembre.

En otro tema, el vocero de la Diócesis de Orizaba refirió que ante la festividad de Todos los Santos y Fieles Difuntos, siempre es un riesgo que haya un sincretismo, es decir, una mezcla de elementos paganos con la religioso, sin embargo se tiene la confianza en que con las catequesis y algunas declaraciones que la iglesia ha ido dando, cada vez más la gente distingue lo que es cultural de lo que es religioso.

“Nosotros celebramos la santidad el día primero de noviembre, recordamos a todos los santos, incluso a todos aquellos que el Papa Francisco llama el Santo de la puerta de a lado , es decir aquellos santos que no son reconocidos oficialmente pero que nos han dado testimonio en nuestras comunidades y familias”, apuntó.

Mientas que para el 2 de noviembre con distintas actividades e iniciativa que se realizan en las parroquias y en los camposantos, se pide por el eterno descansó de los Fieles Difuntos, que son las únicas actividades que la iglesia católica realiza de modo litúrgico en estos dos días.