¿Lo dijo AMLO en la mañanera?

Hands writing on old typewriter over wooden table background

Manuel Molina Gómez*

Me indican que AMLO hizo desde el púlpito de las mañaneras, dos aseveraciones que como siempre, el sesgo autoinfringido de los medios, no destacan.

Me refiero a que sólo son administradores y el recurso no es suyo.

Sea cierto o no, tengo la obligación ética, no moral, de hacerle saber: Es cierto.

Los jefes de los Ejecutivos, federales, estatales y locales, no son incuestionables, menos aún dueños del presupuesto, son  nuestros gerentes por el tiempo electo.

Tienen una asamblea, en el caso más local, cabildo, así que en consenso entre iguales, le dictan ingresos, egresos y objetivos.

Desde 1995, antes de que existieran las leyes de transparencia, acceso a la información o Contraloría Social, esta columna en su versión “Letanía del Imponderable” desde 1994 desde esta Casa Editorial, le señalaba que son nuestros empleados, y son una empresa social.

Le explico, cualquier empresa tiene personal, edificios, automóviles, ingresos, egresos y un producto, lo mismo que Poder Ejecutivo federal, estatal o municipal, sólo que este último es más claro, a diferencia que la IP (Iniciativa Privada) de tener un producto o servicio con fines de lucro, este tiene de forma monopolizada que darnos servicios.

¿Usted puede contratar a quien le lleve agua en tubería a su casa o drenaje?, no, sólo Hidrosistemas de Córdoba (que no depende del alcalde, tiene un órgano de gobierno integrado por 3 funcionarios

y 3 ciudadanos que lo representan a usted, igual que el fideicomiso de los parquímetro), ¿puede contratar quien le pavimente o le dé una constancia de residencia? No, sólo el municipio.

El ejemplo más claro, CFE (Comisión Federal de Electricidad) que en abierto se anuncia “¿Una Empresa de Talla Mundial?” Simple, o son ellos, o nadie le puede llevar luz a su domicilio o empresa, salvo panteones, donde puede ir al municipal o contratar uno particular, los servicios los brindan ellos, ¿pero son de calidad?.

Es aquí donde las vacas sagradas guardan silencio, y sólo amarran navajas, y la respuesta es que no. Pero en cualquier empresa que le da un mal servicio, usted puede cambiar de proveedor, señalar el mal servicio, vamos, y si son sus empleados, correrlos.

Aquí es donde le han mentido, políticos, cámaras empresariales y célebres analistas, que los Servidores Públicos, son nuestros empleados, que los puestos medios, aquellos que ejercen el acto de autoridad, son Sujetos Obligados y procesables de responsabilidad, que los regidores no tienen fuero y son responsable solidarios con los Directores, Coordinadores o Jefes de Área de sus comisiones de las acciones u omisiones.

Pero reitero, las vacas sagradas, sólo saben pedir “juicios políticos” culpando de todo al Jefe del Ejecutivo, esto es al Presidente, Gobernador o Alcalde, pero no le dicen que sus puestos medios son los responsables.

Y no sea usted cínico, al decir que ellos son responsables, porque son sus empleados o los contrataron, ¿usted como padre es culpable que su hijo mate a alguien en su vehículo?, ¿Qué se embarace o embarace?, vamos, ¿Qué sea adicto?

Seamos serios, si en lo federal o estatal no podemos incidir, si lo podemos hacer en lo local, y es por medio de la Contraloría Social, que el artículo 69 de la Ley General de Desarrollo Social indica: Se reconoce a la Contraloría Social como el mecanismo de los beneficiarios, de manera organizada, para verificar el cumplimiento de las metas y la correcta aplicación de los recursos públicos asignados a los programas de desarrollo social.

Desde estas líneas, felicito a los colonos de la reserva territorial Agustín Millán, así como a los miembros del Colegio de Licenciados en Derecho de Córdoba, A.C. que empiezan a ejercer su ciudadanía con dignidad.

¿Usted lo hará?, yo aquí en la próxima entrega le diré lo que en conjunto podemos construir, hasta la próxima, pero entre tanto, Juan Martínez Flores, welcome el 1 de enero del 2022 como nuestro gerente, espero alecciones a tus puestos medios y regidores, Córdoba y la zona metropolitana ya están consciente.

Y déjeme darle un adelanto, usted y yo como ciudadanos jugamos un doble papel: Somos clientes, esto es, recibimos un servicio y podemos, debemos exigir calidad por lo que pagamos, y somos accionistas, “comen” de nuestros impuestos, y llegaron por nuestro voto, así que le pregunto. ¿Seguirá sumiso y sirviendo de tapete? Porque yo no aceptaré que cometan un subejercicio por presunto ahorro republicano y servil se lo manden a AMLO. El dinero es de Córdoba y deben dar todos los servicios de calidad, ¿no opina usted igual?.

*Presidente de Cidiac (Centro de Investigación, Difusión e Implementación sobre Asociaciones Civiles)