Iniciativa para Interrumpir Embarazo, sigue criminalizando a las mujeres

Agencia AVC.

Xalapa, Ver.- (AVC/Perla Sandoval) La propuesta para la reforma al Código Penal en Veracruz en materia de aborto tiene alcances que no están acorde a las recomendaciones que se hacen al estado de Veracruz debido a la alerta por violencia de género, advirtió la asociación civil Equifonía AC.

A unas horas de que se someta a votación la iniciativa de reforma que plantea garantizar que no se penalice o criminalice a las mujeres que requiere un aborto antes de la doceava semana, Adriana Fuentes consideró que si bien se trata de un avance en la materia, en la reforma persiste seguir sancionando la conducta del aborto con “medidas integrales de salud”.

A ello se agrega que no adecua las sanciones al personal médico en forma proporcional a aquella aplicable a la mujer que cometa el delito de aborto posterior a la doceava semana de gestación.

En el análisis, advierten que con respecto a la figura de aborto forzado en grado de tentativa la iniciativa no analiza ni presentan datos que justifiquen la necesidad de considerarlo como una problemática social.

“Son discordantes, a las mujeres se les da un tipo de sanción y a los médicos, quienes pudieran ser quienes auxilien a las mujeres, la sanción no es la misma”, dijo.

Lo anterior, porque la reforma señala que a la mujer que se provoque o consienta que se le practique un aborto, una vez transcurridas las primeras doce semanas de gestación, se le impondrán de 15 días a dos meses de tratamiento en libertad, consistente en la aplicación de medidas integrales de salud, con respeto a sus derechos humanos.

“A la persona que haga abortar a la mujer con su consentimiento, en los términos del párrafo anterior, se le impondrán de quince días a dos meses de prisión o de cincuenta a cien días de trabajo en favor de la comunidad, y multa de hasta setenta y cinco días de salario. En este caso, el delito de aborto únicamente se sancionará cuando se haya consumado”, señala el documento.

El delito de aborto forzado se aplicará a quien interrumpa el embarazo de una mujer sin el consentimiento de ella, en cualquier momento de la gestación. En este caso, el delito de aborto forzado podrá ser sancionado en grado de tentativa, en los términos dispuestos por el presente Código. A quien hiciere abortar a una mujer sin su consentimiento se le impondrán prisión de tres a diez años y multa de hasta cien días de salario.

“Si se empleare la violencia física o moral, las sanciones serán de seis a quince años de prisión y multa hasta de ciento cincuenta días de salario. Finalmente, el artículo 153 detalla que, si el aborto forzado fuese causado por un médico, partero o enfermero, además de las sanciones que les correspondan serán suspendidos de dos a cinco años en el ejercicio de su profesión”.

Adriana Fuentes recordó que el 5 de abril del 2016, organizaciones feministas solicitaron la Alerta de Violencia de Género por Agravio Comparado en Veracruz y hay avances en la materia, a pesar del incumplimiento del Congreso del Estado de reformar los artículos 149, 150 y 154 del Código Penal para el Estado de Veracruz.

Se ha observado un incremento en el número de interrupciones voluntarias de embarazo, pues en 2017 se registraron cuatro casos, en 2018 se registraron 10 y en 2019 se registraron 14.

Además, con respecto al número de egresos hospitalarios por aborto médico, en 2020 se contabilizaron 41 egresos, mientras que en Urgencias por aborto médico en 2020 fueron nueve.

La activista recordó que además se han tramitado dos amparos por la omisión legislativa del Congreso del estado de Veracruz por no modificar los artículos 149, 150 y 154 del CPV, que actualmente están en trámite ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

Aún así, advierten que la iniciativa que será votada en sesión del Congreso durante este martes es resultado del trabajo coordinado entre instituciones clave en la protección más amplia de los derechos de las mujeres veracruzanas y que ha sido importante el trabajo impulsado desde el Grupo Interinstitucional y Multidisciplinario de la AVG.

“Su aprobación significaría un primer paso para atender las problemáticas derivadas de la vigencia del tipo penal del aborto, y para continuar avanzando, será fundamental el desempeño del poder ejecutivo”.