Pretenden recursos para Pueblos Mágicos

Región.- La Federación debe regresar los 598 millones de pesos que se destinaban a Prodermágico, recurso que fue eliminado del presupuesto federal, y que era administrado por la Secretaría de Turismo federal, para impulsar los 132 pueblos mágicos que existen en el territorio nacional.

El presidente nacional de Comités de Pueblos Mágicos, Christian Berger Trauwitz, aseguró que los pueblos mágicos son un polo de desarrollo, por lo cual es necesario continuar brindándoles este apoyo, y puntualizó que el comité que representa no pide su manejo, sino que sea la propia Secretaría de Turismo la que lo haga.

“Nosotros no queremos recursos como comités ciudadanos, no queremos un centavo, queremos ser un órgano de consulta ciudadana y que el recurso lo maneje la Secretaría de Turismo Federal eso si queremos, que le devuelvan el dinero a la Secretaría de Turismo Federal para que apoye a los Pueblos Mágicos”.

“Pueblos Mágicos no nada más es un programa de tema turístico, es un programa de desarrollo de regiones, tiene que ver con el indigenismo, con la mujer, con la niñez, con la migración muy importante, mucha gente algunos por aventurarse y llevar a otro lado, pero la mayor parte de la gente migra por necesidad”.

Al encabezar en Orizaba el Tercer Encuentro de Comités de Pueblos Mágicos, recordó que hace 20 años, Hueca de Ocampo en Hidalgo fue nombrado como el primer Pueblo Mágico del país, y de ahí han sido diversos los retos a los que se han enfrentado y aunque se ha buscado su desaparición, los gobernantes en turnos se han dado cuenta de la importancia que estos tienen.

“Son una maravilla y hay que dimensionar que hay muchos pueblos que quisieran ser Pueblos Mágicos y que no pueden, por una serie de dificultades, por eso hay que ayudarlos, hay que generar primero un comité ciudadano para que haya un impulso, Igualmente de los líderes sociales, de la gente que está en el mercado, la gente, los transportistas, los hoteleros que se comprometan porque esto es regalar tu tiempo y no regalarlo porque finalmente si le va bien a tu pueblo le va a ir bien a tus hijos a todos”.