Se ‘acuerdan’ del campesino en campañas

El Presidente de la CNC en Orizaba, dijo que todos los candidatos, sólo los buscan cuando quieren el voto, por medio de falsas promesas

Adriana Estrada

El Mundo de Orizaba

El sector campesino ha sido muy olvidado por los tres niveles de gobierno, sin embargo, ante la temporada electoral, los candidatos se acuerdan de ellos y voltean a verlos en búsqueda de su voto, señaló el presidente de la CNC en Orizaba, Gabriel Zepeda Trujillo.

“Los campesinos estamos totalmente decepcionados de diversos personajes a candidatos a las diputaciones tanto locales como federales, puesto que hoy se vuelve a escribir algo más en la historia, cuando han mencionado en muchas de las ocasiones de que en Orizaba la CNC no existe, pero entonces no existe cuando no te conviene, la CNC siempre ha existido y hoy en día se acuerdan que el sector campesino sí está presente en diversos municipios”, refirió.

Señaló que ante la época electoral las personalidades que buscan algún cargo ya se acuerdan de los campesinos, pero hasta el momento nunca recibieron ningún apoyo por parte del Gobierno Federal o estatal, a pesar de que las necesidades del sector campesino son muchas y se ha expuesto en todo momento.

El apoyo para fertilizantes y semillas, es una de las necesidades más apremiantes de la gente del campo, pues se han visto muy afectados por la pandemia, y además del clima que ha terminado con las cosechas y provocado pérdidas irreparables para los agricultores.

Exhortó a los candidatos a los diferentes cargos a que no sólo en campaña prometan que al llegar al poder los apoyarán, pues los campesinos están los 365 días del año trabajando y no se acuerdan de ellos, ni se dan apoyos para las siembras.

Zepeda Trujillo agregó que la tierra que existe para cultivar en la región ha disminuido en un 70 por ciento, pues al tratar de buscar algún apoyo se encuentran con que constantemente las reglas de operación para acceder a algún recurso cambian, y eso provoca que no accedan a ningún estímulo, provocando que los campesinos dejen de labrar la tierra y se dediquen a otras actividades o emigren, ante la falta de recursos para trabajar sus cultivos y mantener a sus familias.