AMT se jugaría con afición

Agencias

Con un aforo máximo del 30 por ciento de la capacidad del estadio, con el fin de evitar y disminuir el riesgo de contagios de Covid-19, el Abierto Mexicano Telcel se desarrollará con estricto cumplimiento de protocolos sanitarios. Además la autoridad sanitaria realizará inspecciones diarias a partir de hoy.
El gobernador de Guerrero, Héctor Astudillo Flores se reunió con el Comité Organizador del Abierto Mexicano Telcel, representados por la presidenta del Consejo Administrativo y presidenta de Grupo Pegaso, Renata Burillo Gómez Haro y el director general del evento, Raúl Zurutuza.
El mandatario y los ejecutivos acordaron que la realización de la justa deportiva más importante que se lleva a cabo en la entidad, de trascendencia internacional, desde hace 21 años consecutivamente, se desarrollará con estricto cumplimiento a los protocolos sanitarios para evitar y disminuir el riesgo de contagios de coronavirus.
Astudillo Flores instruyó a los secretarios de Salud, Carlos de la Peña Pintos y de Turismo, Ernesto Rodríguez Escalona, iniciar a partir de hoy la implementación de todos los protocolos y lineamientos que deben de seguirse por parte de los organizadores.
Resaltó que entre los protocolos, el estadio tendrá un aforo máximo del 30 por ciento y que todos los aficionados y los colaboradores deberán presentar un documento con validez oficial que muestre un resultado negativo en la prueba de antígeno antes de ingresar.
Este examen no puede exceder de 72 horas, y el uso del cubrebocas es obligatorio durante todo el Abierto Mexicano Telcel, así como la sana distancia entre los asistentes.
El acuerdo de los organizadores del Abierto Mexicano Telcel y el gobernador Héctor Astudillo incluye poner todo de su parte para que el evento que representa para Acapulco, además de una gran promoción y difusión internacional en más de 160 países y una derrama económica de alrededor de 800 millones de pesos, se lleve a cabo de manera segura con las medidas sanitarias pertinentes. Se advirtió que tampoco estarán permitidos los eventos sociales que usualmente se llevaban a cabo en el marco del Abierto Mexicano Telcel.

AFORO
Después de mucha incertidumbre, Raúl Zurutuza, director del evento, confirmó que gracias a que Guerrero pasó de semáforo rojo a semáforo amarillo, el ATP 500 de Acapulco continúa con su venta de boletos y el plan de abrir las puertas al 30% de su capacidad.