‘Tejer es un arte’

Jesús Lazcano
Diario El Mundo

Las mujeres tejedoras de la comunidad de San Luis Atolotitlán, en el estado de Puebla, se han convertido en artistas y sus artesanías han sido reconocidas a nivel nacional y mundial.
Lo que inició como una fuente de ingresos elaborando solo canastos, bolsos o petates, ahora se han convertido en figuras que presentan la familia o las labores diarias que realizan en San Luis Atolotitlán, joyería, Nacimientos, en fin, unas verdaderas obras de arte.
En esta comunidad, que cuenta con poco más de mil habitantes, las mujeres combinan su quehacer diario con el de tejer artesanías de palma, las cuales comercializan en las comunidades vecinas, en Tehuacán, en la ciudad de Puebla y hasta fuera del país.
Teresa Ginéz Sánchez, originaria de esta comunidad y orgullosamente indígena, relató que fueron sus abuelos y sus padres quienes le enseñaron a tejer la palma.
“Mis padres y mis abuelos se dedicaban al tejido del palma, y también toda la comunidad teje (San Luis Atolotitlán). Y yo desde pequeña empecé a elaborar lo básico, o sea, las bases del tejido de la palma, del petate y la sestearía”, comenta Ginéz Sánchez, quien obtuvo el galardón a la mejor artesanía en la categoría de fibras vegetales, durante “La 1ra. Edición del Concurso Nacional de Principio a Fin, Tradiciones Populares Mexicanas” del Fondo Nacional para el Fomento de las Artesanías (FONART).

Orgullosa de su comunidad
Ginéz Sánchez es una mujer orgullosa de sus raíces, y como una forma de homenajear a su comunidad, San Luis Atolotitlán, decidió realizar algo distinto a lo que hacían sus demás compañeras tejedoras.
“La innovación que yo realizo o más me especializo es la elaboración de esculturas pequeñas. Y acá en la comunidad yo veo que hay mucha tradición y cultura, y de ahí me nació la idea de tejer estas escenas del campo, de la fauna, de la flora y de nuestras tradiciones; por ejemplo, las ferias son muy bonitas y a eso me enfoco para realizar estas escenas que representamos. También me gusta representar al campesino que ara la tierra o a la mujer que elabora las tortillas”, explica esta artesana que obtuvo un primer lugar en Queretaro al crear una pieza en palma que retrataba la evolución de México, desde los aztecas, la Conquista, la Independencia, la aparición de la Virgen de Guadalupe, etc.

Reconocimientos
El trabajo artístico de Teresa Ginéz ha sido reconocido en varias ocasiones, siendo en el año 2008 donde obtuvo uno de sus máximos galardones a nivel nacional.
“En el 2008 fui a participar por primera vez en concurso en la Ciudad de México y ahí fui galardonada con el primer lugar al presentar una Nacimiento elaborado con palma. En esta pieza representaba la flora y fauna de la comunidad, el Niño Jesús, José, María, los pastores y los Reyes Magos; la vegetación eran los magueyes y los cactus”, relata la también maestra tejedora, quien se llevó tres meses para realizar las 38 piezas que conformaban al Nacimiento.

Teresa, una inspiración
Tras el reconocimiento que ha ganado esta gran artesana y sus obras, otras mujeres de esta comunidad poblana también se han sumado a esta actividad.
“Acá (San Luis Atolotitlán) ya somos pocas las mujeres que tejemos, pero eso ha motivado (el trabajo de Teresa Ginéz) a que las jovencitas ya empiecen con la elaboración de tejidos más finos. Las artesanías de Teresa Ginés no solo ha llamado la atención de las jovencitas de su localidad, también de las instituciones gubernamentales.
”Yo soy representante de un grupo de mujeres de la comunidad, y las instituciones se acercaron a nosotras porque nos fueron conociendo, y hemos logrado obtener un poco de apoyo por parte de las instituciones de gobierno de México; la embajada de Japón y la Agencia Española nos apoyaron con un centro de exposición en la ciudad de Tehuacán.
Esto para nosotros es un logro muy grande porque no me lo esperaba que, con las palmas que nuestros antepasados nos enseñaran a tejer, ahora podamos crear piezas más especiales que ya son consideradas un arte; sin duda, esto es un gran logro para las mujeres de San Luis Atolotilán.