‘Volví un poco más humano‘

Ana De la Luz
El Mundo de Córdoba

“Regresé un poco más humano y con una mentalidad diferente de que si tú le echas ganas puedes salir adelante, que no hay que quedarnos en nuestra zona de confort”, compartió el enfermero quirúrgico Luis Carlos Rosas Montero, uno de los participantes en “Operación Chapultepec”.
El trabajador de la salud se reincorporó ayer a sus actividades en Medicina Interna en el Hospital General Zona Número 8, luego de pasar más de sesenta días asignadoal Hospital General Zona Número 194 del Estado de México, donde vio morir a entre quince y veinte personas por covid en cada turno, donde se incluyeron enfermeros y médicos que perdieron la batalla ante el virus o aquellos que atendieron hasta el último aliento a sus seres queridos.
“Fue la mejor experiencia que he tenido a nivel profesional, como todo, al principio nos fuimos con mucho miedo pero con muchas ganas de apoyar y ver qué podíamos lograr y siempre dicen que las mejores cosas se dan con un poco de miedo y así fue”, expresó.
Compartió que llegaron a “Operación Chapultepec” y se encontraron con gente de todos los estados; les tocaron momentos muy difíciles en el hospital. Sin embargo, señaló que con espíritu entusiasta para colaborar de sumaron a las labores de sus colegas.
“Al principio llegamos y los compañeros de México eran un poco insensibles porque quizá se habían acostumbrado a ver morir a muchos pacientes; siento que ayudó en algo esta operación porque llegamos con un poco de entusiasmo y les decíamos que no había que dejarlos morir, que había que echarle ganas”, señaló.
Rosas Montero aseveró quea poco fueron contagiando energía positiva a sus compañeros del estado México y afirmó que fue reduciéndose la cantidad de defunciones, pero llegaban muchas personas pidiendo oxígeno.
“Lo feo que me tocó ver es que conocí a un compañero allá en México y ahorita que vine, ya había fallecido, se enfermó estando ahí. También dos compañeros despidieron a sus mamás que no sobrevivieron. Los pacientes mueren sin estar con sus familiares pero ellos tuvieron esa oportunidad por así decirlo”, dijo.
Comentó que por indicación del IMSS, atendieron apacientes que no eran asegurados; dijo que el IMSS sostuvo a todo un país para que la situación fuera menos catastrófica.
“Desgraciadamente la gente no entiende y dice que no pasa nada pero el virus existe y ha matado a familias enteras, a compañeros que quisieron ayudar”, enfatizó.