Deja surada daños en casas y siembras

Abel Valdez

El Mundo de Orizaba

La surada que se suscitó durante la noche del pasado miércoles 30 y transcurso del 31 de diciembre de 2020, sólo arrojó daños materiales sin reporte de víctimas.

Desde las 22:00 horas iniciaron los primeros ventarrones que ocasionaron apagones en distintos puntos de la ciudad, incluso en la cima del Cerro del Borrego donde se observó que el pino de Navidad se dejó de ver por algunas horas.

En tanto, en la Oriente 24, entre Norte 2 y Madero Norte, un cable de alta tensión que se rompió cayó hacia un terreno donde abunda maleza seca y esto provocó un incendio.

De inmediato los bomberos y Protección Civil acudieron para apagar el fuego a fin de que no se extendiera a algunas viviendas cercanas.

Asimismo, en la zona de la avenida Cri-crí algunas viviendas sufrieron daños sobre todo en los techos de lámina que prácticamente volaron hacia otras arterias viales.

En ese sentido, en Oriente 6, entre Sur 13 y 15, el techo de lámina de un inmueble cayó hacia la acera y calle, por lo que de inmediato el personal de PC se movilizó para retirar estos objetos.

En colonias como Centro, Aulicaba, Cauville, Barrio Nuevo, Zapata, así como también en unidades habitacionales y fraccionamientos se suscitaron desprendimientos de cables de energía eléctrica.

Por lo anterior, el personal de Comisión Federal de Electricidad se encargó de realizar las reparaciones necesarias para reestablecer el servicio.

Por otra parte, también el viento derribó algunos árboles en las zonas habitacionales antes mencionadas, por ello PC se encargó de retirar los restos de estas plantas a fin de que no estorbaran el paso peatonal y vehicular.

Daños en región

En el municipio de Ixtaczoquitlán, la producción de caña, chayote, frijol, café, plátano y palma resultó afectada.

Las rachas fuertes dañaron los cultivos como las guías de chayote que fueron sembradas de manera reciente; también se desprendieron las raíces de caña de azúcar en las comunidades de Potrerillo, Cuautlapan, Campo Grande, Campo Chico y Tuxpanguillo. Siendo afectadas más de 400 hectáreas.

En tanto, en municipios como Ixhuatlancillo, Atzacan, Mariano Escobedo y La Perla, también hubo afectaciones en el sistema eléctrica y algunas hectáreas de cultivo, mientras que en la región de Ciudad Mendoza y Zongolica también hubo presencia de este tipo de anomalías, pero fueron atendidas a tiempo.

Otros daños

Una palmera cayó en el interior del inmueble del hospital del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), así como sobre la calle del Oriente 25 un árbol arrancó la mayoría del cableado en la zona, dejando sin luz algunas colonias.

En el panteón municipal Juan de la luz Enríquez el aire derribó varios árboles que cayeron sobre los sepulcros.

Durante varias horas los brigadistas recorrieron las zonas afectadas para poder ayudar a las personas que así lo requerían. No se registraron personas lesionadas.