#NIUNAMÁS

Adriana Estrada

El Mundo de Orizaba

En conmemoración del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, un centenar de mujeres marcharon por las calles de la ciudad para visibilizar la urgencia que existe para el cese de esta problemática.

Vestidas de negro, en su mayoría, y portando pañuelos verdes y pancartas con mensajes alusivos para evidenciar la violencia que existe en todo el mundo, partieron del Poliforum Mier y Pesado hasta llegar al parque Castillo.

Durante el camino colocaron cruces negras en los monumentos, como el de Carmen Serdán, así como el edificado “A la vida”, donde colgaron una cruz negra acompañada de un fotografía de Michelle Llame, asesinada en Río Blanco.

A su paso por el Palacio municipal, se detuvieron y entonaron el himno feminista, para luego continuar y detenerse en el parque Apolinar Castillo donde recitaron algunas poesías dedicadas a la lucha feminista y para todas aquellas que han sido calladas por alzar la voz.

“Estamos muy enojadas porque la violencia va a la alza, aun cuando el último reporte del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, señale que en Veracruz bajaron los feminicidios, lo cierto es que la entidad sigue siendo peligrosa para las mujeres, seguimos en el segundo lugar nacional en feminicidios”, señalaron.

Dijeron que de enero a octubre se reportaron 461 agresiones, 239 desapariciones, 74 homicidios y 79 feminicidios.

“Las mujeres en México no nos encontramos seguras ni en las calles ni en las casas, solo el 7 por ciento de los crímenes contra mujeres se investigan por la Fiscalía del país, lo que habla de la terrible impunidad que impera”, dijo la abogada Luz María Reyes, integrante del movimiento.

Al finalizar las participantes de la marcha colocaron las cartulinas que tenían en tendederos sobre los kioscos de la calle Madero.