Cadera y columna, ‘víctimas’ de la osteoporosis

Jazmín Suazo
El Mundo de Córdoba

La osteoporosis representa un 10 a 15 por ciento de las consultas en traumatología, y en su mayoría las más afectadas resultan ser las mujeres, presentando fractura de cadera o columna y eso se debe a la disminución de la resistencia ósea, informó el traumatólogo Miguel Puig Zentella.
Es una enfermedad silenciosa que no desarrolla dolor y en la cual el hueso progresivamente se vuelve cada vez más poroso, frágil y pierde fuerza.
La osteoporosis provoca que los huesos se debiliten tanto que una caída o incluso una leve tensión, como agacharse bruscamente o toser, puedan provocar una fractura (principalmente en cadera y columna vertebral). Es una enfermedad esquelética y que predispone a las personas a un mayor riesgo de fracturas.
“Una mujer de 50 años tienen una probabilidad de tener un 17 por ciento de osteoporosis en columna lumbar y un 16 por ciento de cadera, mientras en los hombres es de 9 y 6 por ciento respectivamente. Esto es porque hay cambios hormonales en las mujeres y la cantidad de calciferol empieza a ser deficiente y ahí es donde hay el riesgo de tener fracturas por eso es que deben consumir lácteos”, indicó el experto.
En ocasiones, pueden ser tan graves y sus consecuencias tan agresivas, que son causa de pérdida de independencia y, por tanto, de una disminución en la calidad de vida. Incluso, puede ser causa de incapacidad laboral permanente.
De acuerdo con la información difundida por Gobierno de México, el esqueleto adulto está compuesto por 206 huesos, no obstante su tamaño y resistencia cambia considerablemente durante el transcurso de la vida. Los huesos son tejidos vivos que se rompen y se reemplazan constantemente y están compuestos de células, vasos sanguíneos, proteínas y minerales.
La osteoporosis ocurre cuando la generación de huesos nuevos es más lenta que la eliminación de los huesos viejos, y algunos se asocian por la menopausia, que afecta a seis mujeres por cada hombre; por la edad, que afecta a personas mayores de 50 años con una relación mujer/ hombre de 2 a 1.
“Una mujer de 51 a 70 años debe consumir 1.2 gramos de calcio al día de manera natural o con suplementos y lo puede hacer con consumir un vaso de 250 mililitros de leche y 30 gramos de queso al día y le faltaría poquito de complemento y eso es lo que más les va a ayudar”, dijo Miguel Puig.

Factores de riesgo
Existen diferentes factores que determinan la propensión de una persona a desarrollar osteoporosis y sufrir fracturas, como el envejecimiento y el riesgo inicia desde los 45 años, el peso, principalmente con un Índice de Masa Corporal (IMC) menor de 19 que aumenta el riesgo de osteoporosis, ya que tiene una relación directa con la densidad ósea.
Por antecedentes familiares. La incidencia de la enfermedad es mayor en aquellas personas con antecedentes familiares de osteoporosis; una dieta pobre en calcio, el cual es imprescindible en la formación del hueso; y el sexo femenino porque especialmente tras la menopausia, las mujeres tienen un riesgo cuatro veces mayor a los hombres de desarrollar osteoporosis, debido a la reducción de los estrógenos.
En cuestión de estudios para determinar sí hay osteoporosis es que las mujeres se deben hacer la densitometría ósea una vez al año y en caso de detectarse dos veces al año. También hizo un llamado para no automedicarse porque eso también puede provocar fracturas al volver demasiado duro el hueso.

Consecuencias graves
La fractura de cadera representa la consecuencia más grave de la osteoporosis toda vez que requiere hospitalización, este tipo de fractura es más recurrente en la tercera edad y con mayor presencia en mujeres (80%).
De acuerdo con el Centro Nacional de Programas Preventivos y Control de Enfermedades (Cenaprece) en México una de cada 12 mujeres y uno de cada 20 hombres mayores de 50 años sufrirán una fractura de cadera en lo que les resta de vida.
Y es que, de acuerdo con el Cenaprece, las fracturas de cadera son las mejor documentadas debido a su alta morbilidad, mortalidad y su gran impacto económico. Del 12 al 20 por ciento de las personas que sufren una fractura de cadera mueren en el primer año, de los sobrevivientes, la mitad queda con discapacidad parcial y el 10% con discapacidad total. Alrededor de la mitad de estos pacientes jamás retoman de forma completa sus actividades de la vida diaria.
Otras fracturas relacionadas con esta enfermedad es la fractura vertebral, de las cuales 70% no manifiestan síntomas y de muñeca que se puede generar a los 5 años de la menopausia.
El traumatólogo indicó que para saber su estado actual, se requiere medir a través de la densitometría ósea el contenido mineral del hueso para diagnosticar o descartar osteoporosis, aunque lo bueno de la enfermedad es que se puede revertir.