Medicina de hipertensos no es segura para covid

Alejandro Aguilar
El Mundo de Córdoba

Tras el estudio en el que medicamentos para la hipertensión se usan para combatir covid-19 en Puerto Rico, médicos de la región señalaron que la aplicación de este tipo de medicamento a personas no hipertensas podría traer otros problema arteriales, por lo que indicaron que dicha investigación aún no es representativa.
Un estudio realizado en Puerto Rico por parte del Centro Cardiovascular de Puerto Rico y el Caribe del Recinto de Ciencias Médicas (RCM) de la Universidad de Puerto Rico (UPR) arrojó que las medicinas usadas normalmente para combatir enfermedades cardiovasculares, especialmente el Losartán, tienen un efecto positivo para contrarrestar los daños provocados por el coronavirus.
La efectividad del Losartan fue probada en al menos 70 pacientes en territorio caribeño y el proceso fue verificado al comprobar que los pacientes que sufrían enfermedades relacionadas con hipertensión y cardiovasculares y por ello eran tratados con Losartán reaccionaban.
Sin embargo, para Víctor Daniel Sánchez Osorio, presidente de la Unión Médica Cordobesa, la investigación pudiera ser un primer ensayo en el cual debe aplicarse el método científico de manera rigurosa, de otra manera sólo son opiniones empíricas
“El artículo es sólo una opinión de lo que creen que sucede, siempre debe manejarse datos estadísticos y la muestra tiene que ser representativa con estudios antes y después”.
Señaló que ante esta ello solo quedan interrogantes de por ejemplo, ¿Cuanto destina el país en mención del producto interno bruto a la salud y a la investigacion? “Es difícil de creer”, concluyó.
Por su parte, Ramón Morales integrante de la Asociación de Médicos capítulo Córdoba, refirió que la aplicación de este medicamento a una persona sin problemas de hipertensión podría causar daños de tipo arterial.
Mencionó que como siempre las personas con deterioro en sus sistema educativo, que padezcan hipertensión, diabetes, EPOC, entre otros, deben llevar su medicamento contralado y su tratamiento adecuado para no ser aún más predisponible a un contagio de covid-19.