Claman seguridad y empleo al presidente

Alejandro Aguilar
Jazmín Suazo
El Mundo de Córdoba

Si bien ha ayudado a los sectores más vulnerables, el Presidente de México aún tiene que resolver los temas de inseguridad, desempleo y reactivación económica, coincidieron representantes de los sectores sociales de la región, ante la visita de Andrés Manuel López Obrador hoy a Córdoba.
Esta visita genera expectativas, pero también señalamientos sobre su gestión, criticas y peticiones en Córdoba y la región.

Debe mejorar
la seguridad

“Si bien ha tenido interés en ayudar de forma asistencial a los sectores más desfavorecidos, el gobierno de Andrés Manuel López Obrador no es una gestión de izquierda, sino una administración similar a las del viejo PRI de los años 70”.
Así consideró el presidente de la Unión de Vendedores Ambulantes y Comerciantes de Veracruz, Andrés Gómez Ojeda, quien también como miembro del Frente Popular Revolucionario (FPR) expresó que el del Presidente de México es un gobierno conciliador y tiene mayor acercamiento con los empresarios, que con el mismo “pueblo”.
“Hay que reconocer que está haciendo un intento por sacar adelante a México, este país que durante sexenios trataron de explotarlo y acabar su economía. Hay que reconocer que (el mandatario) llegó con 30 millones de votos y es también un esfuerzo de la población buscando una solución por la vía legal y pacífica”.
No obstante, afirmó que el Ejecutivo federal debe conocer las carencias que padece la sociedad en Córdoba, sobre todo en inseguridad y obra pública, “a pocos días de que llegara el Presidente a Córdoba ya ha habido varios hechos de violencia”.

Necesita mejorar
la seguridad

Por su parte, el Presidente del Consejo Representativo de iglesias Evangélicas en el Estado de Veracruz Alfredo Luna Murillo, dijo que un avance del actual gobierno es la preocupación por los sectores desprotegidos así como su combate a la corrupción.
Pero todavía queda por consumar un acercamiento entre la iglesia evangélica y el Ejecutivo federal para abordar los temas de los derechos de los ministros religiosos y, desde luego, las tareas que faltan por cumplir.
“El gobierno aún debe muchísimas cuestiones: una de ellas es el aspecto de la seguridad que no ha disminuido y que la política de ‘abrazos y no balazos’ no ha funcionado, creo que simplemente se debe aplicar la justicia a todos los ciudadanos”, externó el líder religioso.
Y es que en las últimas semanas se han registrado varias ejecuciones en la zona, entre las que destacan la maestra de Amatlán de los Reyes, la de un propietario de marisquería y la del reportero de esta cada editorial Julio Valdivia.
“Lo que estamos notando es un rebrote de la violencia, y aquí es donde el presidente debe ver la seguridad, es un reclamo popular de todos los sectores y no se debe de esconder; creo que las estadísticas dicen todo”.

‘Queremos
diálogo’

Luis Arturo Solís Bravo, presidente del Frente Nacional de la Familia en Córdoba, enfatizó que es necesario trabajar por la paz en el país, en la que también es indispensable una coordinación con el Gobierno estatal para garantizar seguridad a los veracruzanos.
Refirió que aún no se le debe ningún reconocimiento, toda vez que al menos en los temas sobre el aborto no ha definido una postura, y con la SEP no se ha logrado un acercamiento para tocar los temas de los programas educativos.
“Quisiéramos tener un diálogo para que escuchara nuestras propuestas, porque no solamente nosotros señalamos sino también proponemos y vamos buscando propuestas para tener una mejor condición y calidad de vida como familia”.

Urge reactivar
la economía

Tras el incendio del mercado Revolución y encima de ello la emergencia sanitaria, los comerciantes del zoco han visto mermadas sus ventas y con ello sus ingresos, así como también todos los trabajadores que en distintas empresas se vieron afectados por el cierre de negocios y el estancamiento económico.
Al respecto, Elías Castro Palacios, presidente del Comité de Locatarios del Revolución, recordó que es una realidad que Andrés Manuel López Obrador ha brindado la mano a las clases más desprotegidas del país, todavía es necesario trabajar en la reactivación económica.
“Como locatarios, de forma particular, le decimos que ponga sus ojos en nosotros; realmente solicitamos el apoyo federal en el sentido de lo que estamos pasando a raíz del incendio que hubo en enero. Ojalá se ponga la mano en el corazón para que el mercado vuelva a levantarse y reconstruirse y le meta mano”.
Expresó que la violencia y la inseguridad son factores que indudablemente han afectado al comercio y la economía de la región, tareas que deben resolver las autoridades de los diferentes niveles.

Falta ayuda a
trabajadores

Sergio López Rosado, secretario general regional de la Confederación Regional Obrera Mexicana (CROM) en la región de Córdoba, recordó que aún se tiene pendiente resolver la reforma laboral aprobada por Felipe Calderón, y que desde entonces se vieron con menos derechos los trabajadores, entre ellos el del reconocimiento a la antigüedad.
“Los trabajadores tienen la esperanza de que ahora que está el presidente Andrés Manuel López Obrador, regrese las conquistas que les fueron arrebatadas al sector obrero”.
Y aunque la crisis sanitaria no golpeó a los agremiados, los sindicalizados sí viven con el temor de que en algún momento la crisis económica pueda poner en jaque los puestos de trabajo o sus derechos, aunado esto al problema de la inseguridad que sigue presente en la región.
“Estamos con el temor del virus, también con el otro temor de la inseguridad, yo creo que ya no volveremos a ver otro México como el que tuvimos hace años de tranquilidad, de salir con la familia a cenar, al teatro, al cine, y no pasaba nada, pero ahora está el temor del virus y la inseguridad, yo creo que el gobierno debe poner mayor interés en esto”.

Piden apoyar
a la industria

En opinión del Secretario General de la CTM en Córdoba, Jaime Anaya Romero, la gran tarea del Presidente es terminar con la pandemia y la emergencia sanitaria para reimpulsar la industria.
“Es necesario realmente necesario la reactivación económica para que nos den los elementos necesarios sobre todo en la atención médica pronta para evitar tantos fallecimientos, esto es lo que nos ha preocupado por el momento”.
Manifestó que los obreros continúan en sus labores y si bien tienen seguridad social, la pandemia sigue latente lo que representa un riesgo no sólo para el trabajador sino también para la producción una vez que un posible brote en un centro de trabajo significa mandar a cuarentena a una cuadrilla de obreros, “ya tenemos algunos dirigentes fallecidos, tenemos que otros compañeros buscan evitar los contagios”.