La pandemia ‘vence‘ a Disney

Agencias
El coronavirus sigue dejando consecuencias desastrosas en el calendario de estrenos de Hollywood y ayer Disney aplazó un año la nueva versión de West Side Story (Amor sin barreras), que ha rodado Steven Spielberg, y retrasó una vez más la cinta de Marvel Black Widow (Viuda Negra), que protagoniza Scarlett Johansson.
Al menos por ahora, el lanzamiento de West Side Story queda fijado para el 10 de diciembre de 2021 (estaba previsto que se estrenara el 18 de diciembre de este año) mientras que Black Widow, que ya ha acumulado varios retrasos, llegará a los cines el 7 de mayo (en lugar del 6 de noviembre de 2020, que era la última fecha confirmada).

Muerte en el Nilo
También ha cambiado su estreno, aunque solo unas semanas, la película Death on the Nile (Muerte en el Nilo) de Kenneth Branagh sobre esta famosa historia de Agatha Christie: se podrá ver el 18 de diciembre de este año en lugar del 23 de octubre.
Los retrasos de West Side Story y Black Widow son una nueva mala noticia para las salas de cine de Estados Unidos, que han estado cerradas durante meses y que ahora se enfrentan a un panorama tremendamente incierto sin superproducciones (“blockbuster”) con las que atraer al gran público.
A diferencia de Warner Bros., que se arriesgó (con tibios resultados en Estados Unidos) a estrenar en los cines una cinta de gran envergadura como Tenet, Disney se ha mostrado mucho más inflexible y ha optado por retrasar sus proyectos más importantes o por llevarlos al “streaming”, como sucedió con la reciente Mulan.

Soul
Por ahora, Disney mantiene para el 20 de noviembre el lanzamiento de la cinta de Pixar Soul y no ha modificado el estreno el 11 de diciembre de Free Guy (Free Guy: Tomando El Control) con Ryan Reynolds.
A largo plazo, el cambio de Black Widow ha provocado el habitual efecto dominó en el complejo entramado de estrenos de Marvel.

Otros aplazamientos

Así, Shang-Chi and the Legend of the Ten Rings (Shang-Chi y la leyenda de los Diez Anillos), que se iba a estrenar el 7 de mayo de 2021, pasa al 9 de julio de ese mismo año, en tanto que Eternals (Eternos) desembarcará en la gran pantalla el 5 de noviembre de 2021 en lugar del 12 de febrero.
Fuera de los proyectos de Marvel, también es reseñable el adelanto de noviembre de 2021 a agosto de ese mismo año de Deep Water, thriller con el que regresará Adrian Lyne tras casi dos décadas sin rodar y que han protagonizado Ana de Armas y Ben Affleck, quienes ahora son pareja sentimental.

Con información de EFE