Crece alcoholismo entre los menores

Alejandro Aguilar
El Mundo de Córdoba

Niños de 12 a 14 años ya presentan problemas de alcoholismo y de drogadicción. Alcohólicos Ánimos, A.C. llevará a cabo del 22 al 27 de septiembre su Octava Semana nacional de Alcohólicos Anónimos para los Jóvenes (SNAAJ) para advertir a la población sobre los riesgos de este problema de salud pública.
Este año los miembros de la Central Mexicana de Servicios Generales de Alcohólicos Anónimos no podrán llevar a cabo esta jornada de concienciación de jóvenes de forma presencial, sin embargo, estarán atendiendo vía telefónica, redes sociales y juntas de información virtual para que los jóvenes o cualquier persona acuda a sus servicios, que son gratuitos.
Y es que el problema del alcoholismo abraza a 40 millones de personas en todo el país, recordó “Julio”, miembro de la asociación, recordando los datos de la Comisión Nacional Contra las Adicciones (Conadic) de la Secretaría de Salud.
En esta región la asociación está conformada por 37 distritos alrededor de Córdoba, que abarcan Maltrata, Zongolica, Paso del Macho, Soledad de Doblado, Tezonapa, principalmente, que significa 60 grupos de atención en esta zona.
“Ricardo”, también miembro de Alcohólicos Anónimos, recordó que esta enfermedad ya se presenta en chicos de 12 a 14 años de edad, teniendo en esta región un caso incluso de un niño de 9 años de edad que pisó las salas por tener este problema.
“Nosotros empezamos a beber por nuestros defectos de carácter, por sentirnos mejor, hijos golpeados, algunos fueron niños violados, vivieron una infancia cruel, y eso los marcó. Cuando tomaron la primera cerveza sabía horrible, pero lo que les gustó fue el efecto de sentirse liberados”.
Según los integrantes, y de acuerdo a cifras de la Secretaría de Salud, hace una década por cada 10 hombres que tenían problemas de alcoholismo había una mujer, en la actualidad por cada 10 varones hay al menos seis mujeres con este problema y/o con otro tipo de adicciones.
Mencionaron que a pesar del cierre de bares y cantinas observaron que el alcoholismo no disminuyó, por lo que incluso temen que a partir de la crisis económica y la angustia este problema se agudice o aumente próximamente.