Invitan a tramitar el testamento

Carolina Muñoz Hernández

Cortesía

Como cada año, el Colegio Nacional del Notariado Mexicano y el Colegio de Notarios del Estado de Veracruz llevan a cabo la campaña del mes del testamento en septiembre, el cual tiene como objetivo brindar una adecuada orientación y hacer conciencia en la gente acerca de la importancia de este documento.

El titular de la Notaría No. 10, Alberto Galland Marqués, explicó que existen dos tipos de sucesión: la legítima, donde la ley dice quién hereda; y la testamentaria, donde aquel que hereda deja estipulado a quién le cede, considerando las obligaciones alimentarias que tenga, hacia la esposa, hijos, familiares incapacitados o con quién tenga algún vínculo, el objetivo es no dejar desprotegidas a las personas que los necesitan.

El notario indicó que generalmente el costo de un testamento es mayor a 3,000 pesos y en el mes de septiembre tendrá un costo de 1,800 pesos, con todo y derechos, y en el caso de las personas de escasos recursos, los notarios darán algunas facilidades.

Mencionó que algunas personas esperan casi hasta el final de la campaña y eso es un inconveniente, porque existe la probabilidad de que en esas fechas se saturen las notarías, lo que complicará atender por lo cual; sugiere que acudan con anticipación para que se les dé una debida asistencia.

El testamento es un documento donde se plasma la voluntad de una persona con respecto a su patrimonio, designando a las personas que beneficiará a la hora de su muerte; su objetivo es que perdure el patrimonio a pesar de que el dueño muera.

Algunos de los beneficios de hacer el testamento son: garantizar que los derechos sobre la propiedad se puedan transmitir en forma ordenada y pacífica, mediante el testamento se puede designar al tutor que se hará cargo de los hijos menores de edad o incapaces, o designar el albacea que administre los recursos económicos de ellos hasta su mayoría de edad.

Permite reconocer a los hijos procreados y a las deudas contraídas, se protege el patrimonio de la familia al asegurar que la propiedad permanece en el seno familiar, se define con precisión quién heredará los derechos, lo que evita posibles conflictos, gastos económicos, pérdida de tiempo y alteraciones en el seno familiar.