Toque de Sacrificio

Astroboy

El no haber realizado una pretemporada de al menos un mes, sin duda le ha cobrado factura a gran parte de las estrellas en las Grandes Ligas. Está más que comprobado que el béisbol es de ir tomando ritmo, hasta alcanzar el tope de tu nivel. Un caso muy particular es el de José Altuve, quien año con año fue catalogado como uno de los mejores bates de toda la MLB, y quien actualmente atraviesa el peor momento de su carrera.
Altuve de fungir como segundo o inclusive tercero en el orden de Houston, ha sido relegado hasta el séptimo u octavo puesto. La razón, es que sólo ha conectado 16 hits en 87 turnos que ha visto en el plato, para un errático porcentaje de (.184), aunque sus principales detractores han aprovechado el mal momento de Altuve para señalar que no es lo mismo cuando la tecnología te ayuda que cuando no existe ningún tipo de ventaja.
Recordar que tanto José Altuve, Alex Bregman y George Springer, fueron los peloteros que más elevaron sus números, una vez que los Astros recurrieron al ‘robo de señas’ con el que anunciaban a través de unos golpes a un garrafón; el lanzamiento que encaminaba para de esta manera, tomar ventaja. Las Grandes Ligas iniciaron una minuciosa investigación que terminó con el veredicto: culpable.
Ahora se cree que Altuve ya no volverá a retomar el nivel que alguna vez mostró pero sobre todo los impresionantes números que tuvo precisamente en esa campaña del 2017, en la que los Astros ganaron la Serie Mundial, donde el apodado ‘Astroboy’ se convirtió en el Jugador Más Valioso (MVP) de la Liga Americana. Esa campaña el oriundo de Venezuela terminó con 204 imparables, (.346) en promedio de bateo, 24 cuadrangulares, 81 carreras impulsadas y 32 bases robadas.
Pero la realidad es que Altuve está falto de ritmo. Se nota que está realizando muy ‘forzado’ el trabajo inclusive a la defensiva. Y es que muchos de los peloteros que se negaban a iniciar la campaña del 2020 con un calendario corto, argumentaron que se necesitaba de al menos una pretemporada de tres semanas y no de una semana como se realizó en el mes de julio.
Lo más alarmante para los seguidores de los Astros es que al igual que Altuve algunos de sus peloteros han disminuido drásticamente sus números en cuanto ofensiva se refiere, y es que no conformes con implementar el robo de señas con el garrafón en el 2017; se presume que en el 2018 y 2019, los Astros utilizaron una cámara con la que ahora interceptaban las señas del catcher rival y continuaban tomando ventaja. Sólo el tiempo dirá probablemente en el 2021 cuando se juegue una temporada completa, si Altuve fue un ídolo formado a través de la trampa o bien pelotero élite como sus números lo avalan.