Cae Juventus ante Milan

Agencias

Milan 4-2 Juventus
Jornada 31

El Juventus Turín desperdició este martes una inmejorable oportunidad para sentenciar su noveno título liguero consecutivo, al perder 4-2 en San Siro contra el Milan pese a estar por delante 2-0 con goles del francés Adrien Rabiot y el portugués Cristiano Ronaldo.
Rabiot rompió la igualdad con una auténtica maravilla, un zurdazo a la escuadra desde fuera del área tras una gran acción personal, mientras que Cristiano celebró su vigésimo noveno gol del año, entre todas las competiciones, al aprovechar un fallo de los dos zagueros, el danés Simon Kjaer y Alessio Romagnoli.
Esos dos goles, y la prestación hasta ese momento sólida, hicieron creer al Juventus que el partido ya estaba cerrado. Sin embargo, el bajón de concentración fue castigado duramente.
Un penalti otorgado por el VAR por un toque con una mano de Leonado Bonucci fue transformado en el 62 por el sueco Zlatan Ibrahimovic. En los cuatro minutos siguientes, el marfileño Franck Kessié anotó el 2-2 y, nada más poner el Juventus el balón en juego, el portugués Rafael Leao firmó el 3-2.
Y, tras una gran parada del meta milanista Gianluigi Donnarumma a cabezazo de Daniele Rugani, un absurdo pase horizontal en el área de penalti del lateral brasileño Álex Sandro provocó el definitivo 4-2 del croata Ante Rebic.
Hacía siete años que el Juventus no recibía cuatro goles en la Serie A, desde un revés 4-2 contra el Fiorentina de 2013, y los hombres ahorra entrenados por Maurizio Sarri no incrementaron el margen sobre el Lazio, que sin embargo sigue de siete cómodos puntos.
El encuentro de San Siro se abrió con una dedicatoria al maestro Ennio Morricone, autor de algunas de las bandas sonoras más famosas de la historia del cine, fallecido en la madrugada de este lunes en la clínica romana en la que permanecía ingresado por las complicaciones surgidas tras caerse y romperse un fémur.

VICTORIAS
Para el Milan fue el cuarto triunfo en los últimos cinco partidos y le permitió hacerse con la quinta posición en solitario, a la espera de lo que haga el Nápoles y Roma este miércoles, contra Génova y Parma.