Evita el plástico y salva el Mundo

Hoy se celebra el Día de la Conciencia sobre la Contaminación con Plásticos con un urgente
llamado a la población a evitar el consumo de las bolsas y envases de plásticos de un sólo uso

Yamilet Gámez

El Mundo de Orizaba

Ciudad Mendoza.- El uso de plásticos a dejado daños al medio ambiente, en los ríos, mares, se pueden encontrar diferentes artículos plásticos que pueden tardar en biodegradarse hasta en mil años.
En el marco del 3 de Julio, Día de la Conciencia sobre la Contaminación con Plásticos, es necesario llevar a la práctica acciones para la reducción de las bolsas de plástico de un sólo uso y fomentar el consumo responsable.
Francisco Moreno Carbajal, coordinador de Protección Ambiental y Forestal del ayuntamiento de Ciudad Mendoza, indicó que disminuir el uso de plásticos es posible, aunque reconoció que hace falta tomar mayor conciencia sobre el consumo y uso indiscriminado de plásticos.
Celebró que se estén desarrollando tecnologías para crear productos biodegradables, los cuales están teniendo mayor aceptación.
No obstante, se pronunció por la existencia de una planta recicladora que permita dar el tratamiento adecuado a los desechos.
Insistió en que desde casa se debe ser responsable al momento de decidir consumir y desechar objetos plásticos, siendo necesario que en casa se adquirir la responsabilidad para la separación de los plásticos a fin de que no sigan rodando y contaminando.
“Todos tendríamos que adoptar la frase, ‘sin bolsa por favor”, agregó.
Desentierran plásticos
con más de 10 años
Las jornadas de limpieza sobre el río Blanco han permitido desenterrar plásticos con fechas de hasta hace 10 años, las fechas de envasados y caducidad permiten conocer los años que han permanecido los plásticos contaminando el ambiente.
Los expertos han manifestado que si el problema de contaminación con plásticos no se resuelve, para 2050 habrá más basura que peces en los mares.
Se estima que para ese año 12 mil millones de toneladas de desechos plásticos estarán en los afluentes debido al tiempo que les lleva degradarse.
Las bolsas de plástico, fabricadas con polietileno de baja densidad, tardan alrededor de 150 años en descomponerse totalmente.
Las botellas de plástico pueden tardar en degradarse hasta mil años si permanecen enterradas.
En el caso de los vasos y platos de plástico tardan 50 años y a los globos habituales de fiestas les cuesta hasta 60 meses, mientras que a los mecheros 100 años, y a las suelas del calzado entre 10 y 50 años.
Las latas de aerosol y los envases tetra pak logran descomponerse en 30 años.
Las botellas de plástico de PVC o PET tardan en degradarse de 100 a mil años; son los objetos más contaminantes.
Si hablamos de los típicos cubiertos de plástico, tardan hasta 400 años en degradarse.
Según datos de ONU Medio Ambiente de 2019, cada minuto se compran un millón de botellas de plástico y, al año, se usan 500 mil millones de bolsas.
Ocho millones de toneladas acaban en los océanos cada año, amenazando la vida marina.

Recomendaciones
para evitarlos
En los mercados y comercios, a partir de este año se insistió más a los comerciantes respecto al uso de bolsas biodegradables, gracias a ello, se estima que en el primer cuadro de la ciudad donde se concentran cerca de 400 comerciantes, un 95% utiliza bolsa biodegradable.
Algunos comercios han colocado letreros donde invitan a sus clientes llevar recipientes de cocina para adquirir carnes, quesos, huevo, pan, entre otros con la finalidad de disminuir el uso de bolsas plásticas.
Disminuir el consumo de productos es otra manera de ayudar al planeta; dado que cada producto viene con empaques plásticos, es importante optar por envases retornables.
“Si compras varios yogurt, para repartirlo a la familia, opta por comprar un bote o cubeta de ese producto. Por el agua embotellada, vemos botellas tiradas, mejor carga tu termo con agua.
En las escuelas a los niños les decimos que si tienen un convivio en su salón, lleven sus recipientes para sus alimentos y no compren desechable, esto también lo pueden hacer en fiestas o reuniones, pedirle a sus invitados sus utensilios para no contaminar”, agregó Moreno Carbajal.
En los supermercados cada vez es más común que no se entreguen bolsas para los productos ya que muchas veces estas llegan a la calle y mares afectando a las especies marinas.
Estas medidas han orillado a los ciudadanos a portar bolsas de mandado que pueden ser reutilizados por mucho tiempo en comparación con una bolsa plástica.

DI NO A LAS BOLSAS DE PLÁSTICO

EL IMPACTO
1 trillón es el número de bolsas que se producen en el mundo.

1,000 años es el tiempo que tarda 1 bolsa de plástico en degradarse.

46, 000 es el número de bolsas que terminan en los océanos.

Para fabricar las bolsas se necesita 8% de las producción mundial de petróleo.

100,000 es el número de animales marinos que mielen al año como resultado de las bolsas de plástico.

LA SOLUCIÓN
Cambia las bolsas de plástico por bolsas de tela

Se evita la extracción del petróleo destinado la industria del plástico.

Se evita el deceso de la fauna silvestre (salvas el mar, peces, delfines, y hasta aves)

Se reduce el consumo de energía, lo que significa menor contaminación y menos uso de productos no renovables.