Visitará la Virgen hogar de feligreses

Lucy Rivas A. 
El Mundo de Orizaba

Río Blanco.- En el marco de la celebración a la Santa Patrona, la imagen de Nuestra Señora del Sagrado Corazón, de la congregación de Vicente Guerrero inició su recorrido de cuatro días las colonias y calles del territorio parroquial.
De una manera distinta, dadas las circunstancias por la contingencia sanitaria ante el covid-19, fieles católicos celebrarán a su santa patrona, ahora será diferente, y la Virgen vista los hogares, informó el párroco, presbítero Proceso Sebastián Hernández.
“Nuestra Madre la Virgen Santísima, estará con nosotros, visitándonos, para consolarnos en nuestra aflicción, y ayudarnos hacer la voluntad de Dios en estos momentos tan difíciles de la vida”, refirió.
Indicó que debido a la pandemia, los feligreses no pueden reunirse en el templo parroquial como se acostumbra cada año, durante estas fechas, por lo que ahora, la imagen de Nuestra Señora del Sagrado Corazón recorrerá las calles.
Para hoy recorrerá las colonias: Unión Obrera, Fovissste, Fraccionamiento San Buenaventura, Villas de Tenango, Venustiano Carranza y Villas de Río Blanco.
El 30 de Mayo, con la imagen se recorrerá toda la parte del frente de la Parroquia, desde la unidad habitacional “7 de Enero”, colonias Reforma y Ricardo Flores Magón.
Los recorridos se realizarán en horario de 9:00 a 17:00 horas y que el signo por donde transcurrirán, serán los cohetes de arranque.
Para el 31 de Mayo, día de la festividad Patronal, el padre Proceso Sebastián, destacó que la imagen de la patrona de Vicente Guerrero permanecerá en su casa parroquial, para que todos los fieles católicos que puedan, tomando en cuenta las medidas de sanidad, asistan a saludarla y le presenten alguna petición.
Al ser considerada abogada de las causas difíciles y desesperadas, señaló que pedirán la gracia, y como hija predilecta, “pedimos que interceda ante el padre todopoderoso, por el fin de esta pandemia que tantos estragos ha provocado en todas partes”.
“Aprovechemos este momento de celebración para orar por nosotros, por nuestras familias, por nuestra comunidad y por el mundo entero”, finalizó.