‘Es insuficiente la aprobación’

Alejandro Aguilar
El Mundo de Córdoba

La nueva definición del “concubinato” en Veracruz aprobada por los diputados locales es aún insuficiente, consideró Luna Linares Torrecilla Guzmán, secretaria del Movimiento Diverso-Sexual de Córdoba.
Y aunque la ley permitirá reconocer las uniones de hecho no sólo de las parejas heterosexuales, la activista señaló que aún falta mucho para reconocer el matrimonio igualitario en el estado de Veracruz.
Ayer jueves los diputados locales modificaron el Código Civil, en el que se establece que el concubinato “es la unión entre dos personas, sin que exista un contrato entre ellos, ambos se encuentren libres de matrimonio y que decidan compartir la vida para apoyarse mutuamente”.
En este artículo 139 Bis se indica que los concubinos tiene derechos y obligaciones recíprocos, siempre que, hayan vivido en común en forma constante y permanente por un periodo mínimo de tres años, que precedan inmediatamente a la generación de derechos y obligaciones a los que alude este capítulo.
Sin embargo, para la activista de la asociación Participación Veracruzana y delegada municipal de la Coalición LGTB de Veracruz, Luna Linares, dista aún del reconocimiento del matrimonio igualitario.
“Falta mucho, esto solamente es como un parteaguas pero mínimo, la idea es que se reconozca el matrimonio igualitario así como dicta la palabra, igualitario. En ningún momento se piensa en personas que estén juntas jurídicamente, simplemente personas que por voluntad propia están juntas”.
Reconoció que con esta reforma los veracruzanos en concubinato ya tienen derechos, lo que implica también a las parejas gay, ya que permitirá reconocer las uniones de hecho no sólo de las parejas heterosexuales, sino también aquellas conformadas por personas del mismo sexo.
Señaló que este mínimo avance fue gracias a la diputada Mónica Robles, pero se ha dificultado ir más allá por la presión de los grupos “conservadores”, ante eso llamó a los legisladores a no dejarse llevar por los grupos religiosos.