Prófugo el exregidor

Abel Valdez
Diario El Mundo

Orizaba.- El exregidor de la comuna orizabeña, Alfonso “N”, se mantiene como prófugo de la justicia ante el señalamiento hecho por su víctima, Jorge Bravo Heyser, como la persona que lo golpeó dos veces con un bate en la cabeza. Los restos del administrador del rancho “El Cuaco” en Dos Ríos, propiedad del exfuncionario, fueron reclamados por su familia.
De manera extraoficial, se conoció que Alfonso “N” habría salido del estado de Veracruz, a la vez que sus abogados estarían iniciando esta semana los trámites para obtener un amparo, ante la orden de aprehensión que emita la Fiscalía General del Estado (FGE), a partir de la carpeta iniciada por las autoridades ministeriales del distrito Orizaba.
Jorge Bravo Heyser falleció el pasado sábado alrededor de las 15:00 horas en el Hospital de Especialidades del IMSS de esta ciudad, minutos antes de ingresar al quirófano, ya que sería intervenido para tratar de salvarle la vida, luego de tres días de haber ocurrido la agresión.
La necropsia realizada en el Servicio Médico Forense (Semefo) confirmó que la causa del deceso fue traumatismo craneoencefálico, derivado de los golpes contundentes que recibió el caporal con un bate. El cuerpo fue reclamado por sus familiares, para realizar su funeral.
Los hechos
De acuerdo a las investigaciones ministeriales, fue en las primeras horas del pasado miércoles cuando ocurrió la agresión, en el interior del rancho “El Cuaco” ubicado en la localidad de Dos Ríos, del municipio de Atzacan.
Alfonso “N” llegó a bordo de una camioneta a su propiedad, para atacar con un bate a su caporal, derivado de fuertes diferencias personales.
El exregidor panista escapó y Jorge Bravo pidió ayuda a un vecino, el cual lo llevó al Hospital Regional de Blanco, de donde fue trasladado al Seguro Social.
La víctima permaneció grave tres días y en el hospital del IMSS pudo rendir su declaración a policías ministeriales. Sin embargo, el orizabeño de 51 años murió el pasado 2 de mayo derivado de la lesión craneal sufrida.