Retiene Policía a una familia

De la Redacción

Tezonapa.- Una familia originaria de la comunidad de Unión y Progreso, fue retenida por elementos de la Policía Ministerial cuando circulaban con destino a la Sierra de Tezonapa, ya que a decir de los uniformados, las placas de la unidad en la que viajaban estaban alteradas o las traían sobrepuestas.
A pesar de que mostraron la documentación que demostraba la legalidad de la unidad y las placas anteriores que portaba cuando la compraron, estos fueron retenidos para pagar una multa correspondiente, según el agente ministerial al mando.
Los hechos de la detención se registró el día de ayer en el transcurso del medio día, luego de que la familia proveniente de la Ciudad de México llegara al municipio de Tezonapa y se dirigía rumbo a la sierra.
Fueron interceptados por los elementos de la Fiscalía para revisar la unidad porque esta portaba placas de la Ciudad de México, y supuestamente luego de que fueron checadas ante el registro y no haber sido encontrada anomalía alguna, aún así el conductor fue retenido por los oficiales y trasladado a las oficinas de la Fiscalía en Córdoba.
Luego de que el chofer fue llevado al interior de la oficina de los agentes de investigación, le explicaron que las placas que llevaba su camioneta, pertenecían a otra unidad automotor, por lo que tenía que pagar una multa correspondiente y se podría ir.
Al no entregar el dinero, los integrantes de la familia fueron exhortados a abandonar la unidad, debido a que el conductor de nombre Camilo “N”, vecino de la Ciudad de México y originario de la comunidad de Unión y Progreso, sería trasladado a la ciudad de Córdoba en calidad de detenido por portar una unidad con anomalías.
Niños, mujeres y un hombre, comenzaron a bajar sus pertenencias que colocaron a un lado de la banqueta, donde preocupados buscaban quién podría trasladarlos a su domicilio en la comunidad de Unión y Progreso, aunado a que temían por la situación del conductor de la unidad.
La esposa del detenido, quien portaba la documentación de la camioneta y mostró a este medio de comunicación para que vieran que todo estaba en regla, fue llamada por el mando policíaco para que entregara su credencial de elector, y según dijo, la amenazaron con detenerla al igual que al resto de su familia si decían algo.
Finalmente la unidad y el conductor fueron trasladados a la ciudad de Córdoba, a disposición de la Fiscalía, bajo el argumento de que presuntamente las placas están clonadas y pertenecen a un automóvil marca Jaguar Stipe modelo 2007, inscrito en la ciudad de Guerrero, con fecha de inscripción el 12 de noviembre del 2019.
La unidad detenida y el conductor quedaron a disposición de las autoridades, quienes decidirán si hay o no delito con la unidad y si tiene algo que ver el detenido con las anomalías que presentan las placas.
Cabe mencionar que la esposa del detenido, Adriana Natalia, menciono que ellos no son delincuentes y que incluso tomó videos de los maltratos de los que fue objeto su esposo, para que después interponga su queja ante una Fiscalía federal, para que investiguen.