Exigen médicos del IMSS la mínima protección

Paco Montes
El Mundo de Córdoba

El gobierno mexicano declaró formalmente la fase 2 de la contingencia por la pandemia del covid-19, por lo que las autoridades endurecieron desde ayer las medidas para evitar los contagios. Hasta ayer, había 405 casos confirmados en todo el país y 5 defunciones. Entre los casos que dieron positivo, un pequeño grupo no tiene antecedentes de importación, por lo que podrían haber sido contagiados en México.
La información fue confirmada la mañana de ayer por el subsecretario de Salud, Hugo López-Gattel, quien indicó que a nivel federal se tomarán medidas en los siguientes 30 días para tratar de reducir al mínimo el impacto de la transmisión entre la población.
La fase 2 significa que los contagios por el coronavirus ahora son por transmisión local, es decir, que para enfermarse no es necesario haber viajado al extranjero, sino que se comparte en el mismo país, por lo que se prevé un aumento significativo de enfermos.

Protestan por protección

En tanto, personal de salud del Hospital número 8 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) de Córdoba protestó para exigir el material necesario para afrontar la pandemia de coronavirus. La inconformidad se dio a conocer ayer al mediodía en las mismas instalaciones del hospital que se ubica en la avenida 11, entre calles 1 y 2.
Hombres y mujeres que laboran para el instituto de forma sindicalizada salieron a la explanada del nosocomio para exigir gel antibacterial, guantes, batas y cubrebocas, elementos indispensables para atender a los derechohabientes que en los próximos días puedan presentar síntomas.
Una de las enfermeras informó que incluso hay desabasto de agua y carencia de cloro para poder limpiar los pisos, ventanas, asientos y escritorios. Una doctora precisó que para estos casos se requieren mascarillas especiales N95, pero ni siquiera hay cubrebocas sencillos.
La manifestación tardó solo unos minutos, en lo que el personal platicó con sus líderes sindicales y directivos del hospital. Un contingente de 11 enfermeros y enfermeras salió a bloquear la avenida 11 por un breve lapso. Portaban una cartulina con la leyenda: “Sí trabajamos pero bajo protesta. Queremos insumos de protección”.
Aunque no hubo un comunicado oficial, se conoció extraoficialmente que las demandas del personal de salud fueron atendidas por las autoridades del IMSS y de su sindicato, acordando que les proporcionarían los insumos a la brevedad.