Cruz Azul, lo merecez

Hands writing on old typewriter over wooden table background

Sudando la camiseta
Benjamin Gomez Castellanos

El pasado domingo 15 de marzo, ante un estadio azteca esquelético y sin voz, La Máquina cementera de la Cruz Azul, nos dejó claro que habla enserio. Un equipo con mucha forma y fondo. Con futbolistas en gran momento.
Es líder de la tabla general con 22 puntos, 1 por encima de segundo lugar (León), pero sería una simpleza de mi parte solo mencionar o resumir tu accionar con base a tus números. Llevas seis victorias el hilo, cosecha gracias a la fantástica comunión entre tu cuerpo técnico y tus jugadores.
Eres el candidato número al título, a pesar de tu directiva y sus fraudulentos y siempre cuestionados manejos. Me atrevo a decir que eres candidato número 1 aun y a pesar de tus INSERVIBLES y absurdos refuerzos sudamericanos.
Eres un equipo dinámico hasta para ganar los volados de saque inicial, tienes futbolistas que han madurado con y sin la pelota en los pies, tienes en tus filas futbolistas que han erradicado de su cabeza el término “Cruzazulear”, has logrado amalgamar una combinación de excelentes mexicanos con algunos extranjeros de mucha categoría.
Siboldi, tu capacidad de sacar lo mejor de tus futbolistas es innegable, futbolistas que no tenían oportunidad alguna de brillar bajo el mando de tu predecesor, tú los has hecho figura. Lograste darle la confianza necesaria a un joven recién salido de la cantera, con los minutos adecuados y en los momentos adecuados.
Elías, fuiste injustamente relegado como posible “mundialista” en la era de Osorio, fuiste de los pocos futbolistas en alzar la voz sobre la incongruencia del entonces técnico nacional, hoy la vida y la pelota te otorgan una revancha, eres la figura pensante y tiempista en el ataque azul, te has vuelto un jugador polifacético en tu posición, capaz de jugar por detrás del 9, por la banda y por momentos llegando a línea de gol como un delantero centro.
Romo, Llegaste con poco cartel, pero con mucha hambre de triunfar. Ahora tiene un lugar preponderante en el esquema de La Maquina, capaz de jugar como medio centro o como defensa central, ágil, rápido, eres pieza clave en la columna vertebral del equipo.
“Cabecita”, poco valorado por Caixinha, relegado en la banca, sin oportunidades… pero la pelota no miente, la calidad es siempre la única verdad en este deporte. Eres posiblemente el futbolista de mejor momento en el futbol mexicano, asistes, anotas… no tienes “empacho” en que el equipo juegue por y para ti. Eres un líder para los jóvenes atacantes del club, un sensacional maestro para la figura naciente de Giménez.
“Chuy”. Fuiste criticado, vapuleado, golpeado por la prensa, cuestionado por los expertos, ¿Qué si estabas viejo?, ¿Qué si era momento de pensar en el retiro? Ahí está tu respuesta. Erguido como la figura que eres, añejo y sobrio como un buen vino, sin aspavientos al custodiar los 3 palos. Pregonas con el ejemplo, con ejemplo de cómo se responde a la crítica, en la cancha, con trabajo, con esfuerzo, sin comunicados ni reacciones infantiles en redes sociales. La vida siempre premia, este torneo, la vida y la pelota te deben el premio de levantar el trofeo de liga.
Te lo mereces Cruz Azul, más que nunca.

Los comentarios y puntos de vista expresados en esta página son cortesía y responsabilidad de quien los escribe, además de que no representan necesariamente el punto de vista de Sociedad Editora Arróniz