Instalarán zona de cuarentena

Agencias

Debido a que el Gran Premio de Australia se llevará a cabo sin ninguna restricción, la Fórmula Uno ya ha tomado sus medidas de precaución para reducir el riesgo de contagio de coronavirus entre los aficionados y los integrantes de los equipos.
Con la temporada del “Gran Circo” a punto de arrancar este fin de semana en Australia, Melbourne albergará a miles de asistentes que querrán ver la carrera inicial de la temporada, a pesar de las recomendaciones de evitar las grandes multitudes para evitar contagios.
Una semana después, la F1 se trasladará a Bahréin, al Circuito de Sakhir, en donde se decretó que el Gran Premio se llevaría a cabo a puerta cerrada, con altos estándares sanitarios para los equipos, quienes estarán en constante vigilancia por el personal medico.
Al respecto, la F1 ha adoptado una serie de medidas entre las que figura la creación de zonas de cuarentena en puntos específicos de los circuitos y puntos clave para evitar propagación incontrolada de la enfermedad y tratar eficientemente los casos.
El gobierno de Bahréin obligará a los participantes a someterse a exámenes en el lugar; mientras que la limpieza del circuito se intensificará más de lo habitual y el paddock contará con más puntos de limpieza de manos para limitar el contagio.
“Se desplegarán equipos de expertos en aeropuertos, puntos de tránsito y circuitos para proteger al personal, centrados en el diagnóstico, la gestión y el aislamiento de casos sospechosos. Los promotores están instalando puntos de cuarentena para cualquier caso sospechoso”, anunció la F1 en un comunicado.