Desmantelan red de hackers que operaban desde el penal de Almoloya de Juárez

Redacción

Personal de la Secretaría de Seguridad (SS) del Estado de México desmanteló una red de cibercriminales integrada por presos que se dedicaban al hackeo financiero, extorsión y fraude cibernético, desde el Centro Penitenciario y de Reinserción Social de Santiaguito.

Los elementos de la SS abrieron una investigación luego de detectar los indicios de su operación mediante trabajos de inteligencia, con lo que se pudo identificar el lugar donde operaban las personas involucradas, descubriendo que la red de cibercriminales estaba integrada por ocho reos.

Operaban desde el penal de Almoloya de Juárez, con apoyo de gente que se encuentra fuera del reclusorio, trabajando a través de tres niveles de apoyo.

El primero con hackers que están en libertad, encargados de infiltrar virus en las redes de gobierno y empresas para alterar la contabilidad y justificar pagos inexistentes.

En el segundo nivel se posicionaban los ocho reos, señalados como hackers líderes de sección, algunos identificados como ex integrantes de la principal organización delictiva del país dedicada el ciber robo de instituciones financieras.

El tercer nivel, refieren las autoridades, se encontraba integrado por personas en libertad aún no identificadas, de acuerdo con el diario El Sol de Toluca.

Durante la intervención, el personal de custodia identificó que los reos habían ingresado celulares, en los que crearon diversos perfiles en redes sociales para coordinar las operaciones.

A los ocho presuntos responsables se les decomisaron siete equipos móviles, los cuales fueron puestos a disposición de la Agencia del Ministerio Público.

Sus redes sociales fueron cerradas y los reos fueron sentenciados, además, se aumentó el nivel de vigilancia para evitar situaciones similares.