Fluye ayuda para locatarios

Paco Montes
El Mundo de Córdoba

Tuvieron que empezar de cero. Tras el incendio que hoy cumple 13 días de haber destruido la parte frontal del mercado Revolución, los locatarios enfrentan la situación como solo ellos saben: trabajando.
La tragedia aún ronda, no es fácil ponerse de pie. “Se nos ha hecho muy pesado porque nunca nos esperamos esto, gracias a Dios la gente ha venido a comprarnos…”, expresa Esperanza Rodríguez, quien junto a su esposo Rosalío atiende su negocio de frutas en la esquina de la avenida 8 y calle 7. Sus ojos se humedecen al recordar lo vivido la madrugada del 31 de enero.
El objetivo es que los cordobeses acudan no a regalar su dinero, sino a invertir en productos a buen precio. Y seguro será una grata experiencia, porque puede ir al mercado a desayunar con su familia en alguna fonda, pero además puede aprovechar para abastecer su despensa a bajo precio, con productos de calidad, y ayudará a la economía de los locatarios.