Tarea de los padres educar a hijos: Obispo

Jazmín Suazo
El Mundo de Córdoba

Para el Obispo Coadjutor Eduardo Carmona Ortega, la educación de los hijos corresponde plenamente a los padres de familia, no a los maestros ni a la Iglesia, es una responsabilidad irrenunciable el encaminarlos por el bien y con valores para tener un sano convivir en la sociedad.
Luego del tiroteo que llevara a cabo un menor de edad en una escuela de Torreón, Coahuila, el pasado 10 de enero, donde resultaron seis heridos y dos muertos, el Obispo indica que a la Iglesia le corresponde predicar el Evangelio de la familia.
“La clave está en las familias, los padres de familia no deben abdicar y su deber, derecho y tarea es educar a los hijos, no se le puede dejar ni a la escuela ni a la Iglesia, esa es una tarea irrenunciable de los papás”, dijo el Obispo.
Ayer Monseñor Carmona ofreció su primera eucaristía en la Catedral sin la presencia de Monseñor Eduardo Patiño y tuvo un buen recibimiento por parte de los feligreses.
Por otra parte, sobre el tema de la posible aprobación del matrimonio entre personas del mismo sexo, dijo que la postura de la Iglesia continúa y es que la familia es creada por un hombre y mujer, aunque se tiene respeto por la dignidad de todas las personas. “Como Iglesia creemos que la familia es una institución natural creada por Dios, hombre y mujer, es verdad que tenemos respeto por la dignidad y la libertad de las personas, pero como Iglesia creemos que la familia debe ser preservada”.