Sostienen remesas región de Orizaba

Jessica Ignot
El Mundo de Orizaba

La región de Orizaba se ha sostenido de las remesas debido a que desde hace 19 años, no se ha asentado alguna industria generadora de empleos.
Sin embargo, hay un gran riesgo de que al terminarse o bajar el envío de éstas, no haya forma de que las familias se sostengan.
Desde el punto de vista social el envío de remesas habla de que el país no ha podido brindar condiciones de trabajo a sus ciudadanos, quienes han tenido que emigrar en busca de ingresos.
El líder obrero, César Silva Reyes destacó que la migración es un fenómeno que en la región empezó a crecer en 1990 cuando se dio el tratado de libre comercio y empiezan a cerrar las fábricas; y a contraer empresas en cuanto a la reducción de personal.
En la zona se empiezan a cerrar las fábricas del consorcio textilero; se empieza a automatizar el proceso de producción de cervecería Moctezuma; kimberly-clark reduce su personal, y la mayor parte de los trabajadores tuvieron que emigrar a otros estados o a Estados Unidos.
Este fenómeno, dijo, no se ha podido revertir. La última fábrica que llegó a esta región para generar empleos con un fuerte inversión fue Hilos Timón ahora Coats en 2000. Se generaron empleos pero no los suficientes.
Señaló que Orizaba tiene un detonante de empleos a través de la denominación de Pueblo Mágico, esto se ve en el sector comercial, de servicios y turismo, pero no es suficiente.
Exportación de
mano de obra
“No estamos siendo generadores de empleo y estamos siendo exportadores de mano de obra”, comentó.
Ante el gobierno de Donald Trump donde hay una persecución contra la población migrante, hay riesgo de deportación y por ende los ciudadanos estarían regresando a México sin la posibilidad de continuar enviando remesas.
Señaló que si hubiera una merma en el envío de remesas o estás se dejarán de enviar, habría grandes consecuencias en la zona debido a que las familias se quedarían sin un ingreso, y más aún sin una fuente de empleo para poderlos obtener.
Por su parte, el empresario e integrante de Concanaco, Omar Kuri Ceja, señaló que la llegada de remesas al país es un fenómeno que ha ido creciendo desde hace varios años. Esto, dice, obedece al aumento de connacionales en Estados Unidos.
Consideró que más que riesgos en el envío de remesas, ven beneficios porque hay una inyección de flujo de dinero a la economía del país y de la región a través de los envíos de dinero que se traduce en mayor circulante en la economía local.