Interesa a jóvenes las obras clásicas

Alejandro Aguilar
El Mundo de Córdoba

Leer significa crecer espiritual, verbal y emocionalmente, refirió Rogelio Cabrera uno de los encargados de las cuatro librerías que quedan en el centro de Córdoba, quien destacó que este hábito agiliza la memoria. Señaló que a pesar de que se cree que los jóvenes no leen, éstos se interesan más por las obras clásicas independientemente de la bibliografía escolar que adquieren.
“El Llano en llamas”, de Juan Rulfo; “El laberinto de la soledad”, de Octavio Paz, y “La visión de los vencidos”, de Miguel León Portilla, son algunas de las obras más recomendadas por Rogelio Cabrera, en el que asegura que la calidad literaria de estas obras nunca pasan de moda.
Y es que el 12 de noviembre de 1980 se celebró por primera vez el Día Nacional del Libro en México, fecha elegida en honor al natalicio de sor Juana Inés de la Cruz. El objetivo es dar mayor divulgación al libro en el territorio nacional, promover el hábito de la buena lectura y mejorar el nivel de educación.
“Y a pesar de que la tecnología nos tiene como encantados, no hay como el aroma de un libro y definitivamente ya está comprobado, los chicos de ahora han despertado el interés por la buena literatura gracias a este gobierno que tenemos”, externó Rogelio Cabrera.
Con apenas cuatro librerías que existen en la zona centro de la ciudad, refirió que el negocio del libro también se convierte en un esfuerzo por mantener la cultura en Córdoba, puesto que maneja libros que si bien alcanzan costos de 200 o 300 pesos recientemente dispuso obras clásicas hasta en $20.
“Sabemos que leer nos hace grande, creemos, intelectualmente, verbalmente y emocionalmente, aparte la buena lectura ayuda a agilizar la memoria eso está comprobado. No hay nada mejor que leer un buen libro y dejar un poco la tecnología que realmente sí nos está perjudicando bastante”.
En consulta con empleados de librerías, sugirieron otras obras como la de El Principito, la antología de Franz Kafka, 100 años de Soledad, además de sagas juveniles.