Buscan restos en la zona rural

Ana De la Luz
El Mundo de Córdoba

Integrantes del Colectivo Madres Luna realizan trabajos de excavación en la zona rural de Córdoba, tras recibir la alerta de restos humanos inhumados clandestinamente.
Las madres de familia llevan dos semanas y reciben el acompañamiento de la Comisión Estatal de Búsqueda, de elementos de la Secretaría de Seguridad Pública, Fuerza Civil y de la Delegación Regional de Derechos Humanos para erradicar posibles riesgos en su contra.
El delegado regional de la CEDH, Manuel Antonio Sánchez Hernández, confirmó los trabajos que realizan las madres de desaparecidos con la esperanza de encontrar los restos de sus hijos y esposos.
Respecto a la ubicación del predio donde el colectivo excava, explicó que por protocolos de seguridad es información reservada, ya que incluso a ellos les informan un día antes la hora y el lugar donde se encontrarán con el convoy para los trabajos.
Se trata de una localidad rural a una distancia de cinco kilómetros del centro, es decir 15 minutos.
“Los puntos es algo que no se puede hacer público; tú entenderás, pero están haciendo búsquedas por varios lados. El punto que se está revisando aquí lo está llevando la Comisión Estatal de Búsqueda; se tiene también el acompañamiento y protección de distintas autoridades como Fuerza Civil, Seguridad Pública, Policía Federal, para garantizar la seguridad de las personas que intervienen en la búsqueda”, dijo.
“Estamos trabajando con el Colectivo Madres Luna; llevamos ya dos semanas y lo que va de esta semana; hasta el viernes estaremos acompañándolos en una búsqueda que están haciendo por aquí y de la misma forma hace una semana estuvimos con este mismo Colectivo dando acompañamiento en Acultzingo”.
Dijo que en todo el estado, las nueve delegaciones de la CEDH y las propias oficinas centrales han estado dando ese tipo de acompañamiento a todos los colectivos, aún cuando ya existe una Comisión Estatal de Atención a Víctimas y una Comisión Estatal de Búsqueda.
“El trabajo que la presidenta (Namiko Matzumoto) nos ha encomendado es estar muy cerca de las víctimas y darle el acompañamiento jurídico, y el hecho de estar con ellos en ese momento tan crucial como andar buscando a sus seres queridos”, afirmó.