Mantienen protección a madre de Lozoya

Agencia Reforma

CdMx.- Una juez federal resolvió que debe continuar suspendida por tiempo indefinido la orden de aprehensión girada contra la madre de Emilio Lozoya, aunque se encuentre detenida en Alemania y no haya una fecha cierta para su extradición.

Sandra Leticia Robledo Magaña, Juez Primero de Distrito en Amparo Penal de la Ciudad de México, consideró que es infundada la petición que hizo la defensa de Gilda Margarita Austin y Solís de modificarle la suspensión definitiva para que su vigencia iniciara a partir de su repatriación.

Al resolver este incidente planteado por Javier Esquinca, del despacho de Javier Coello Trejo, la juzgadora determinó que debe continuar vigente la suspensión definitiva contra el mandato de captura, en los términos y condiciones en que la otorgó desde el pasado 31 de julio.

“Es evidente que lo pretendido no es suficiente para cambiar el sentido de los resolutivos señalados, que es precisamente el punto específico de un incidente de modificación o revocación de la suspensión; por tanto, al ser infundado el incidente planteado, continúa surtiendo sus efectos legales y requisitos establecidos”, dijo la juez.

“La resolución interlocutoria de 31 de julio del año en curso continúa surtiendo sus efectos legales y con los requisitos de efectividad establecidos en la misma”.

Uno de los requisitos que en aquel momento le impusieron a Austin fue presentarse en los siguientes cinco días hábiles ante el juez que ordenó su aprehensión, un aspecto que –salvo que se allane a la extradición– su defensa considera imposible porque se encuentra detenida en Alemania.

En caso de que le llegaran a retirar la suspensión por el incumplimiento de esta obligación, la madre del ex director de Pemex tendrá recursos para impugnar y mantener vigente esta protección judicial.

La orden de aprehensión fue librada contra Austin el pasado 4 de julio por el delito de lavado de dinero y asociación delictuosa.

La imputación señala que presuntamente recibió depósitos de su hijo por más de 7.4 millones de pesos desde una cuenta que presuntamente está relacionada con los sobornos de Odebrecht.

El 23 de julio pasado, la madre de Lozoya fue detenida en la isla de Juist, Alemania, y dos días más tarde la Fiscalía General de la República (FGR) tramitó la solicitud de detención provisional con fines de extradición.

Por este mismo expediente, también se ordenaron las aprehensiones de Gilda Susana Lozoya Austin y Marielle Helene Eckes, hermana y esposa del ex director de Pemex, así como de Nelly Maritza Aguilera Concha.

Contra Lozoya se instruyó la aprehensión, aunque por tres delitos: asociación delictuosa, lavado de dinero y cohecho.