La luna es roja

Tomás Setién
El Mundo de Córdoba

Cincuenta años del suceso enteramente memorable de la llegada del primer hombre a la Luna, correspondiéndole a Neil Armstrong tamaña hazaña, en donde se crea o se tome a broma, también apareció el fútbol soccer como un pionero de la conquista del espacio, besando la mano de Selene, la del cutis mas blanco que el queso, y la propia leche.
La directiva del club Independiente de Argentina. el que es mas rojo que el propio fuego, jura y perjura desde hace ya cincuenta años, que los astronautas que viajaron a la Luna en el Apolo 11, en especial Armstrong, llevaba tres banderines del equipo argentino como una especie de cábala o protección, luego de que en tiempos pasados había sido nombrado socio de lujo del once del Independiente, en donde inclusive realizo algunos viajes hacia la Argentina.
Toda esa historia ha sido colocada entre la verdad y la mentira desde hace ya 50 años, pero los seguidores y socios de tamaño equipo pampero, piensan que fue toda una realidad lo referido, y así mientras Armstrong y Edwin Aldrin caminaban sobre la superficie lunar, el tercer astronauta que realizo el histórico viaje mas allá de la tierra,Michael Collins, agitaba su corazón. y también de ribete los banderines del Independiente, uno de los equipos mas amados en toda Sudámerica y reconocidos en el mundo.
Lo que si es una verdad sin que nadie ose dudarla, fue que en ese año mágico y esplendoroso del 69, el equipo del Guadalajara en el fútbol mexicano rentado, dobleteaba Liga y Copa, mientras que Cruz Azul resultaba subcampeón, en una época en donde todavía no se inventaban las mercadotecnicas liguillas.
Teniendo ademas el equipo del Veracruz su mejor historia en los tiempos modernos de nuestro balompié, al quedar en tercer lugar, luego de disputar por única vez en la Primera División un segundo escalón al propio Cruz Azul, la noche cuando en la cancha del Estadio Azteca el cordobés Chucho Hernández logro el mayor numero de goles por lo que respecta a un jugador veracruzano en un solo partido, pero perdiendo en la serie de penales, ante los disparos de Gustavo El Halcón Peña.

Los comentarios y puntos de vista expresados en esta página son cortesía y responsabilidad de quien los escribe, además de que no representan necesariamente el punto de vista de Sociedad Editora Arróniz