Paralizada, obra pública

César Carrillo
El Mundo de Orizaba

La inversión en obra pública ha disminuido de manera alarmante en el estado de Veracruz y la actividad de la construcción ha disminuido hasta en un 90 por ciento, afirmó Octavio Gracián Malpica, presidente de la Cámara Nacional de la Industria y la Transformación en la región de Orizaba (Canacintra).
Gracián Malpica indicó que esto ha sido resentido principalmente en el sector de la construcción que en los reportes estadísticos ya está mostrando las tendencias a la baja.
“Es una preocupación generalizada por parte del sector de la construcción que ha visto una disminución en la actividad que le corresponde, ver en los registros que todos los sectores de manufacturas en los que recae la industria de la construcción ha significado un retroceso en su operación”, manifestó Gracián Malpica.
“Es una situación de bastante preocupación porque también el Infonavit ha cambiado las reglas de operación para los constructores, entonces en ese sentido ha habido una disminución en la vivienda de interés social entonces hay que trabajar en ese tema para reactivar la actividad económica en el estado”, añadió.

“Sin obra no
hay crecimiento”
Por su lado el economista Juan Carlos Esqueda dijo que la actividad de obra pública es un factor determinante para la reactivación de la economía, considerando que el estado es el mayor inversor en este rubro.
Indicó que desde la anterior administración federal ya se veían estos problemas económicos sin embargo hubo una enorme inversión que permitió que se tuviera un crecimiento económico importante.
En estos momentos, al no existir inversión en obra pública de gran envergadura será muy difícil que se logre una reactivación económica en la entidad.

“Son señales de
recesión técnica”
Por su parte, Juan Hernández Mercado, representante del movimiento del Adulto Mayor en Orizaba, señaló que estos son signos de una recesión técnica que se tiene en estos momentos.
“Por eso no puede considerarse como empleos formales los apoyos de jóvenes construyendo el futuro, que si bien son una fuente de ingresos que deben impulsar el mercado no pueden aportar su trabajo en obras de infraestructura, y ese campo está dentro de las licitaciones mismas”, indicó el representante de los adultos mayores.