Buscan entregar citatorio y son agredidos

Gerardo P. Flores
El Mundo se Tehuacán

Al intentar entregar un citatorio a un comisariado que usurpa funciones con el fin de que declare ante el Tribunal Agrario, un hombre resultó lesionado en la cabeza, ya que los imputados no quisieron recibir el documento.
La gresca tuvo lugar en la colonia Resurrección, la cual pertenece a la junta auxiliar de San Diego Chalma, el citatorio iba dirigido para Ana Luisa Torres Rivera, quien funge como supuesta presidenta del Comisario Ejidal de San Diego Chalma.
De igual forma se convocaba a declarar a Eulalia Morales Castillo quien es la Secretaría así como María Elena Urrutia Ramírez, quien se desempeña como Tesorera, las cuales están en litigio por la usurpación de funciones del comisario.
Cerca de las once de la mañana del día de ayer Ángela Claret Cruz se presentó en el domicilio de el comisariado acusado de usurpación de funciones, acompañado de José Manuel Méndez Jiménez, quien también realiza funciones de reportero para un medio de comunicación.
Sin embargo, no fueron bien recibidos, ya que dicho citatorio era enviado del Tribunal Agrario número 47 con oficinas en la ciudad capital del estado, esto causó el enojo de los presentes, quienes movilizaron a los vecinos con el fin de intimidar y sacar de la colonia a la comitiva del Tribunal Agrario.
La situación se salió de control cual el señor José Manuel Méndez Jiménez quién acompañaba a la licenciada del tribunalrecibió una agresión hecha por un machete y señaló como su agresor al señor Margarito Andrade Pacheco así como a Raúl Rodríguez García.
Esta agresión le causó una herida en la cabeza hecha por el machete de cerca de cinco centímetros, asimismo una lesión en el cráneo, por lo que las heridas requirieron tratamiento médico de urgencia.
Ante tal agresión y al verse intimidados por un grupo de alrededor de 40 personas optaron por retirarse y acudir a una clínica para su atención médica del lesionado, es así que horas más tarde se presenta ante la Fiscalía General del Estado para levantar la denuncia correspondiente por lesiones y amenazas.