Pasarán bienes de Panal y PES a partidos locales

Foto: Agencia Reforma.

Agencia Reforma

CdMx.- El Instituto Nacional Electoral (INE) aprobó los lineamientos para destinar los recursos, bienes y hasta deudas de los ex partidos Encuentro Social y Nueva Alianza a institutos políticos locales.

Ambos perdieron su registro nacional por no alcanzar el 3 por ciento de la votación en la elección de 2018, sin embargo, pueden entregar su patrimonio a un partido político local que sí haya logrado dicho porcentaje en los comicios más recientes.

Los lineamientos establecen que los partidos y la Comisión de Fiscalización podrán nombrar un interventor para cada instituto político, el cual tendrá “amplias facultades” para disponer de las pertenencias de éstos.

“El interventor cubrirá las obligaciones que la ley determina en protección y beneficio de los trabajadores del partido político en liquidación; realizado lo anterior deberán cubrirse las obligaciones fiscales que correspondan; cubiertas estas obligaciones, se pagarán las sanciones administrativas de carácter económico impuestas por el Instituto.

“Si una vez cumplidas las obligaciones anteriores quedan recursos disponibles, se atenderán otros compromisos contraídos y debidamente documentados con proveedores y acreedores, aplicando en lo conducente las leyes correspondientes”, indica el documento aprobado por el Consejo General este miércoles.

Como condición, el partido local tendrá que conservar el nombre del instituto político nacional que perdió el registro y deberá agregarle el nombre de la entidad.

Éstos conservarán sus derechos sobre bienes y prerrogativas estatales. Por ejemplo, Nueva Alianza mantiene el registro en Colima.

“El patrimonio a transferir incluye el conjunto de bienes y obligaciones, es decir, activos y pasivos, por lo que previo a su transferencia los nuevos partidos políticos locales deberán formalizar la asunción de las deudas que tengan localmente, cumpliendo con todos los requisitos en materia electoral, civil, fiscal y administrativa que den certeza a los acreedores.

“Que los recursos transferidos al partido político local deberán destinarse en primer lugar al pago de deudas y en caso de existir remanentes podrán destinarlos a las actividades ordinarias del instituto político local”, señalan los lineamientos.

El consejero Benito Nacif, quien presentó el proyecto en la sesión del Consejo General, informó que lo inmediato es agotar activos líquidos –dinero en el banco o en valores– para pagar deudas.

“Si habiéndose agotado los activos líquidos aún quedan adeudos u obligaciones por liquidar, entonces, estos lineamientos abren la oportunidad de que el nuevo partido político local en un plazo de un mes firme un acuerdo o convenio con sus acreedores, donde puede incluso reestructurar su propia deuda y establecer un plan de pagos.

“De no hacerlo, las reglas establecidas en el reglamento le obligarán a liquidar esas cuentas por pagar en los plazos que el reglamento estipula y que no pueden exceder el año a partir de su adquisición”, explicó.