Lectura del Santo Evangelio según San Juan 15,12-15:

En aquel tiempo, Jesús dijo a sus discípulos: “Este es mi mandamiento: que se amen los unos a los otros como yo los he amado. Nadie tiene amor más grande a sus amigos que el que da la vida por ellos. Ustedes son mis amigos, si hacen lo que yo les mando. Ya no los llamo siervos, porque el siervo no sabe lo que hace su amo; a ustedes los llamo amigos, porque les he dado a conocer todo lo que le he oído a mi Padre.
Palabra del Señor.

Comentario de Luis Germán Alpuche San Miguel,
del Oratorio de San Felipe Neri.
[email protected]

Cuando Dios da un mandato lo que hace es proponer un camino para el crecimiento del hombre, es decir, para su realización personal.
Dentro de la multitud de propuestas que se escuchan destacan la búsqueda de éxito, desarrollo intelectual y profesional, de poder político, de crecimiento económico, de autosuficiencia, etc. Sin quitar el valor que pudiesen tener estas propuestas, no alcanzan a satisfacer plenamente el corazón del hombre ni logran un equilibrio social.
Dios, que ha creado al hombre y sabe lo que necesita, indica cual es el camino de la felicidad, sin ello todo lo que haga el hombre no le satisfacerá y terminará vaciándolo de su sentido de vida. El camino que se propone es el ”amor al prójimo como Cristo nos ha amado“.
Esto es la entrega incondicional a favor de los que nos rodean, aunque no responda de la misma manera a nuestro amor. Cristo te ha amado siendo pecador, no ha esperado que cambies para amarte, sino que tal como eres se entrega a ti en cada Eucaristía, de forma similar si quieres ser feliz y sentirte realizado estás llamado a reproducir este tipo de amor gratuito y desinteresado.
Los cristianos son así, aman a sus enemigos, a los que los calumnian, a los que les hacen daño, y oran por ellos. Porque han experimentado que Cristo así les ha amado. Este tipo de amor es el que salva y transforma al mundo, es un don que viene de Dios.
¿Quieres amar como los cristianos y experimentar la realización que viene de Cristo?

Los comentarios y puntos de vista expresados en esta página son cortesía y responsabilidad de quien los escribe, además de que no representan necesariamente el punto de vista de Sociedad Editora Arróniz