Denuncian compra irregular de patrullas

Armando Landa
Corresponsal

Xalapa.- Por abuso de autoridad, tráfico de influencias, incumplimiento de un deber legal, uso ilícito de atribuciones y facultades, fueron denunciados por el Grupo Legislativo del PAN, el gobernador Cuitláhuac García, el secretario de Seguridad Pública, Hugo Gutiérrez y el secretario de Finanzas, José Luis Lima.
Los diputados locales panistas interpusieron la querella ante la Fiscalía General del Estado (FGE) en contra de los tres funcionarios estatales, presuntamente por la compra y arrendamiento irregular de un total de 160 patrullas.
En la acusación ministerial, se argumenta que los demandados violentaron diversas disposiciones legales, al no respetar la Ley de Disciplina Financiera, Ley de Transparencia, Ley de Adquisiciones, La Ley General de Contabilidad y el Código Financiero para el Estado, y la Ley del Sistema Nacional de Seguridad Pública.
Los legisladores de Acción Nacional presentaron la denuncia, toda vez que el gobierno del estado hizo pública la compra de vehículos para destinarlos a la seguridad pública, de los cuales ha negado al Poder Legislativo los expedientes de contratación y licitación.
El coordinador de la bancada panista, Sergio Hernández, afirmó que la administración de Cuitláhuac García, ha sentado precedente por la opacidad con la que manejó el dinero público de los veracruzanos en este proceso de compra y renta de patrullas, al no proporcionar los nombres de las empresas con las que realizó dicho contrato.
Advirtió que seguirán vigilando las acciones de la actual administración estatal, para evitar que se vuelvan a repetir acciones como las recientes, a fin de que el uso de los recursos públicos en la entidad sea ordenado y transparente.
Hizo saber que la Ley de Disciplina Financiera establece que para la contratación de Arrendamientos Financieros se debe solicitar autorización al Congreso del Estado, y por supuesto esto no sucedió”.
Además, la Ley General de Transparencia establece que no se pueden emitir decretos de reserva de información genéricos, sino que para poder reservar determinada información primero se necesita dictaminar la existencia de la necesidad del mismo haciendo un cálculo de daños.
Mientras que la Ley General de Contabilidad y el Código Financiero para el Estado, aseguran que el manejo de la información financiera debe ser acorde a los principios de transparencia y máxima publicidad, acto que en este proceso no se cumplió.