Carambola y caos vial

Abel Valdez
El Mundo de Orizaba

Ixtaczoquitlán.- Una carambola en la que fueron partícipes cinco vehículos, obstaculizó el tráfico en la ruta Orizaba-Córdoba en el kilómetro 283, durante dos horas la tarde de ayer.
No hubo personas lesionadas, sólo daños materiales y desesperación por los conductores, pasajeros bajando de los autobuses para caminar entre parcelas para llegar a sus destinos.
Los vehículos involucrados fueron el taxi Nissan March número 25, del municipio de Tomatlán, placa A496XEE; una camioneta Nissan blanca, matrícula XG3746A, con razón social servicio particular Grupo Morsa de México, S.A. de C.V.; un tráiler Kenworth con caja seca blanca, placa GK5239A de Guanajuato, razón social Campo Fresco, almacenes Vaca S.A. de C.V., con dirección en Irapuato, Guanajuato; un automóvil Nissan Corsa negro, placa YGC4558; y camioneta blanca Dodge Ram 150, matrícula TZH9750.

Múltiple colisión
Los hechos ocurrieron a las 17:30 horas cuando los vehículos circulaban con dirección a la caseta de Fortín, bajo un fuerte aguacero. Presuntamente la velocidad inmoderada del tráiler provocó que chocara por alcance contra la camioneta Dodge y quedara a mitad de la autopista.
Después el tractocamión siguió su camino sobre el lado izquierdo e impactó por alcance al automóvil Nissan Corsa que a su vez chocó por alcance contra la camioneta Nissan blanca y también el tráiler.
Dicha camioneta se impactó por alcance contra el taxi de Tomatlán, por lo que el ruletero detuvo su marcha para descender del vehículo ante el temor de que volviera a ser impactado.
Debido al fuerte golpe, el automóvil Corsa casi quedó aplastado por el tractocamión, sin embargo la familia que viajaba dentro de la unidad logró salir a tiempo sin presentar alguna lesión, sólo el susto por el impacto.
El auxilio
De inmediato, otros automovilistas y transportistas se detuvieron para solicitar el apoyo de los paramédicos de Capufe, quienes llegaron para dar los primeros auxilios, pero no hubo lesionados.
Debido a que la camioneta Dodge quedó varada en el lado derecho de la autopista, no fue posible que los demás conductores siguieran hacia su destino.
En el lugar de los hechos acudieron policías municipales de Ixtaczoquitlán para tomar conocimiento de este suceso y coordinar el flujo de vehículos que se desviaron hacia la carretera federal Orizaba-Fortín.
Fue hasta las 19:52 horas cuando el conductor de la Dodge Ram 150 movió su vehículo para que el tráfico regresara a la normalidad.