Necesario proteger también a hombres

Susana Vázquez Gil
El Mundo de Tehuacán

Luego de que se activara la Alerta de Violencia de Género en 50 municipios de Puebla, incluyendo Tehuacán, el obispo Gonzalo Alonso Calzada Guerrero, dijo que no se debería hacer distinción entre hombres y mujeres, pues toda persona tiene la misma dignidad y derecho a la vida.
Luego de la homilía de Domingo de Ramos, el presbítero compartió su opinión en relación al blindaje que recibieron las mujeres por parte de las autoridades poblanas, a lo que respondió que es una buena alternativa para atender el problema que se vive, pero que los hombres también tienen derecho a ser protegidos y respetados.
Por otra parte, expuso que la delincuencia cada vez abraza más sectores, pues con el reciente robo que sufrió la asociación civil “Cáritas”, señaló que ya no existe respeto por ninguna institución, ni tampoco a la Iglesia.
Lo anterior lo calificó como un preocupante signo de descomposición social, motivo por el cual invitó a todos los ciudadanos a trabajar en recuperar los valores e ir formando a las personas con respeto al prójimo.
Finalmente, detalló que la solución de las injusticias no es a través de la violencia, y reprobó los linchamientos como actos de “justicia”.