Condena Cámara asesinato de aspirante

Ciudad de México.- El Pleno de la Cámara de Diputados guardó un minuto de silencio por la muerte del diputado del PRI Francisco Rojas San Román, quien murió tras ser baleado el sábado por la noche, y demandó justicia.

Rojas San Román era legislador con licencia por el distrito 7 en el Estado de México y aspiraba a la Alcaldía de Cuautitlán Izcalli.

El coordinador del PRI, Carlos Iriarte, solicitó al presidente de la Mesa Directiva, Édgar Romo, realizar el minuto de silencio por el legislador.

“La Cámara de Diputados del Congreso de la Unión condena enérgicamente el asesinato del diputado federal Francisco Rojas San Román, quien falleció el día de hoy como consecuencia de un ataque ocurrido el pasado sábado, el cual también costó la vida a la señora María Eugenia Cano Romero”, expresó Romo, también del PRI.

“Exhortamos a las autoridades a continuar las investigaciones en torno a este crimen y llevar a los culpables a disposición de la justicia”.

En su discurso, llamó a todas las fuerzas políticas del País a rechazar y evitar la violencia política, por el bien de la nación.

“Que no afecte el desarrollo del actual proceso electoral y de nuestra vida democrática”, dijo.

Romo envió un mensaje de solidaridad y condolencia a los familiares de la víctima.

Acto seguido, los diputados guardaron un minuto de silencio en memoria de su compañero de la 63 Legislatura.

Reforma