Atienden a heridos por una explosión

Paco Montes
El Mundo de Córdoba

Alrededor de 100 jóvenes voluntarios participaron en un simulacro de explosión de un complejo industrial, que se llevó a cabo ayer por la noche en el parque ecológico Paso Coyol, cuyo objetivo fue el de prepararse para casos de contingencia en la región.
En esta actividad estuvieron involucrados aproximadamente 40 paramédicos de la Cruz Roja de Córdoba, de Cruz Ámbar, y del hospital Covadonga, que trabajaron de forma coordinada.
El simulacro arrancó a las 7:20 de la noche, cuando decenas de jóvenes se tiraron al césped del parque, que lució en penumbras, y comenzaron a gritar, simulando encontrarse heridos tras haber sido afectados por una explosión ficticia en un complejo industrial. Tras este acto, un socorrista que encabezaba el evento, hizo la llamada telefónica para solicitar auxilio y explicar el panorama.
A punto de iniciar con la actividad, los paramédicos de la zona desconocían qué tipo de incidente sería el indicado para prestar ayuda. Fue hasta que el instructor de la Escuela Nacional de Especialidades,Daniel Montes Castillo, les informó que se trataría de una explosión en un complejo industrial.
Decenas de muchachos fueron divididos en grupos y desplegados en el césped del parque, desde donde comenzaron a gritar para pedir auxilio, como parte del simulacro.
Lo anterior fue informado al momento por diario El Mundo a través de sus redes sociales, para evitar que la población que circulaba por la zona sufriera psicosis, tras los hechos delictivos que se han presentado en la ciudad.
Los jóvenes que fingieron ser lesionados fueron maquillados para darle más realismo a la actividad, mientras que los paramédicos utilizaron siete ambulancias para trasladar a los “heridos” al hospital Covadonga, al hospital del IMSS y al área de urgencias de la Cruz Roja.
“Hemos empezado a tener incidentes o accidentes donde hay más de 10 pacientes, y debemos saber bien como clasificarlos, como atenderlos, como distribuirlos, a qué hospital llevarlos. Este simulacro nos ayuda a medir fuerzas a todos, no nomás a la Cruz Roja, se les invitó a los hospitales porque también les ayuda a medir cómo van a recibir a pacientes graves”, informó el doctor Baltazar Martínez Pérez, coordinador de Capacitación de la Cruz Roja.
Al cierre de edición, la actividad de prevención aún continuaba, y se estimaba que concluyera aproximadamente a las 3 de la madrugada.
Además de los paramédicos de Cruz Roja de Córdoba, también arribaron colegas de Chiapas, Tabasco y Ciudad de México, para apoyar en las acciones de rescate de esta explosión industrial en la ciudad de Córdoba.